30 de septiembre de 2012 18:58 PM
Imprimir

Quieren prohibir el avion fumigador ? ? ?

La comuna de María Juana resolvió la prohibición total del uso del avión para combatir plagas agrícolas en las 10.400 hectáreas de su jurisdicción. La Comisión de Medio Ambiente de Diputados recibió al arco productivo para escuchar su opinión.

El presidente de la comuna, Eduardo Abdo, basándose en un estudio presentado por una letrada local, decidió impulsar una ordenanza respecto de la prohibición total de las aplicaciones aéreas en el área rural de la comuna. A propósito de esto, en declaraciones radiales, argumentó que la medida se basa en el objetivo de “proteger un poquito el medio ambiente y la salud de la población”. En diálogo con LT10, sostuvo que la ordenanza básicamente está orientada a eso “y la protección de los recursos naturales”. Para Abdo, las aplicaciones aéreas “son totalmente nocivas para la población. Teníamos una ordenanza que prohibía las fumigaciones aéreas hasta los 500 metros pero no teníamos un límite agronómico para la fumigación terrestre. Por eso creamos una zona de resguardo ambiental 100 m. más del límite del ejido urbano y la prohibición total de las ‘fumigaciones’ aéreas”, argumentó, refiriéndose a las aplicaciones.

Hablando de María Juana, explicó que es una localidad “muy agropecuaria”, con siembra “al límite de la localidad, por lo que la preocupación de la población hizo que tomáramos esta medida trascendente para proteger la salud de toda la gente”. Finalmente, explicó que la medida se tomó basándose en un informe elaborado por una asesora en temas medioambientales “que nos hizo llegar un estudio que demuestra que de un avión que ‘fumiga’, las partículas de productos químicos se esparcen hasta 5 km.: eso está comprobado en EEUU”, sostuvo muy convencido.

Juntos a la par

A su vez, la Comisión de Medio Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Cámara de Diputados de Santa Fe, se reunió esta semana por este y otros temas. Luego del correspondiente análisis, se acordó emitir dictamen aprobatorio para el Proyecto de Comunicación por el cual se solicita a través del organismo que corresponda, proceda a realizar la limpieza y reacondicionamiento del Canal Sanford en Arequito, que involucra la “Cuenca del Candelaria” y que afecta los distritos Arequito, Chabás, Los Molinos, Sanford y Casilda.

Posteriormente los integrantes de la Comisión recibieron la visita del Presidente de la Cámara de Empresas Agro Aéreas de la Provincia, Sandro Peisino; del Médico Toxicólogo Miembro Titular de la Asociación de Toxicología Argentina, Ricardo Aristu; del Coordinador de la Comisión de Agricultura de CARSFE, Martín Favre; y del representante de CONINAGRO Santa Fe, Francisco Druetta.

Durante el encuentro se dialogó sobre distintos Expedientes que se encuentran en estudio en la Comisión referidos al uso de agroquímicos y la actividad de los aplicadores de productos que se utilizan en las explotaciones agropecuarias, destacándose que la actividad requiere de profesionales que aseguren una correcta aplicación y el correspondiente control por parte de la autoridad competente.

Por su parte el Presidente de la Cámara de Empresas, Sandro Peisino, expresó públicamente sus disculpas por la interpretación errónea que realizó días pasados contra miembros del Cuerpo Legislativo.

Volatilidad

Según Favre, la reunión fue positiva. “Ellos escucharon los planteos y la razones expuestas por la producción”, dijo. El ruralista sostuvo que el arco productivo también elaboró sugerencias para optimizar el marco legal. Las mismas se centran “en una mayor seguridad al medio ambiente y la gente; la receta agronómica; la matriculación de todos los equipos; y definir el protocolo de aplicación para mejorar el trabajo y evitar las derivas, sumado a una estructuración de las bandas de aplicación en torno a las zonas urbanas”, lo que sumado a un mayor control respectivo de las comunas, redundaría en una actividad más sustentable.

La ley es de hace 15 años, y para Favre debería optimizarse “con una franja de hasta 100 metros. Hay que ir a la ciencia y la tecnología. Otras legislaciones regulan 30 o 50 metros. Pero lo importante es distinguir la volatilidad de los productos, no tanto las franjas de aplicación”, sostuvo. Y agregó: “si discutimos la prohibición de las aplicaciones aéreas no estamos buscando una verdadera solución”.

Finalmente, remarcó que el campo busca una regulación adecuada a la ciencia y un mayor control de los municipios y comunas, ya que el Ministerio tiene pocos inspectores para toda la provincia, por lo que las comunas deberían adherir para capacitar su propia gente en este sentido. “Hoy el control deja mucho que desear, y si no hay problemas es por la profesionalización de los aplicadores”, destacó.

 

 

P3BDSC_6984.JPG

 

Cara a cara. Peisino expuso ante los diputados los números de la aplicación aérea.

Foto: gentileza cámara de diputados

 

 

Reciclado de bidones

REspecto de este tema, Favre anunció la finalización de la primer parte del proyecto iniciado en Rafaela, aunque las dudas sobre su continuidad. “Rafaela tiene su proyecto marchando, pero faltan $ 2 millones para terminarlo. Se contaba con el apoyo de CASAFE, pero un cambio de conducción en la entidad anuncia falta de recursos. Va lento, pero lo vamos a tener”, se entusiasmó. También aportó datos sobre un proyecto de reciclaje mediante el cual se podrían hacer durmientes para vías por 25 años, aprovechando las 10 mil tn. anuales que se generan. “Falta que Medio Ambiente de la Nación desregule el transporte (como residuo especial), para que sean los mismos productores quienes los envían a reciclaje”.

 

 

 

Coninagro Santa Fe se expresa

La entidad ruralista emitió un comunicado que dice que ante el estudio de proyectos de reformas a la ley de fitosanitarios vigente en la provincia de Santa Fe, “queremos comunicar que se realizan gestiones permanentes para informar y alertar a los legisladores sobre este tema”. En principio, “no estamos de acuerdo con la campaña difamatoria que se lleva a cabo por grupos fundamentalistas que confunden a la opinión pública con información inexacta que carece de sustento científico”, dicen en referencia a este tema. “Por el contrario, los informes oficiales indican que no se producen casos comprobados de intoxicación rural y si urbana a raíz de productos de uso doméstico”, agrega el parte. Por último, “no aceptamos que se fijen distancias inútiles que producirán miles de hectáreas de baldíos que se constituirán en lugares de peligros sanitarios por el alojamiento de distinto tipo de plagas y basuras, pudiendo ejercer controles que ya están previstos en la ley actual y no se cumplen. Los verdaderos ambientalistas en la práctica, no en la teoría, somos los productores que vivimos en la zona rural y aseguramos que es más que nunca el lugar sano para vivir”, finaliza el documento.

Fuente: El Litoral

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *