22 de febrero de 2013 00:43 AM
Imprimir

Hoy descargan el calamar de los dos barcos chinos detenidos en Comodoro Rivadavia

La Subsecretaría de Pesca de la Nación demoró el desembarque de la materia prima que permanece en las bodegas de los barcos pesqueros chinos "Lu Rong Yu 6.177” y “Lu Rong Yu 6.178", ya que en el primer intento realizado esta semana no pudieron transmitir con claridad la maniobra y a fin de evitar un litigio y tener que ingresar con la fuerza pública, se optó por gestionar ante la Embajada de China un traductor para que dé aviso de la maniobra que se hará sobre los buques.

“Estamos terminando los trámites para poder hacer la descarga de la mercadería, se están haciendo unas cuestiones formales con la embajada de China, nos van a asistir con un traductor porque los capitanes no hablan castellano, y no tenemos interlocutora en chino porque está de vacaciones. El viernes por la mañana estará todo solucionado y se procederá a la descarga tal como estaba prevista”, explicó el director Mauricio Remes Lenicov de la Subsecretaría de Pesca de la Nación.

“No se negaron a que se proceda a la descarga, sino que no se les pudo comunicar lo que se pretendía hacer. Para no generar una situación de tener que irrumpir con la fuerza pública se esperó a encontrar un traductor que pueda transmitir lo que se va hacer”, esclareció sobre lo acontecido esta semana.

Hay alrededor de 10 toneladas de calamar en uno de los barcos, y otras 7 toneladas en el otro pesquero chino. La mercadería que hoy se intentará descargar de los barcos será trasladada y depositada en la planta de la empresa Argenova, donde quedará en custodia y en las cámaras de frío.

Cabe señalar que se aceleró el procedimiento de la descarga en virtud que a los buques están a punto de quedarse sin combustible, según reportó la Prefectura Naval de Comodoro Rivadavia, y consecuentemente no podrá mantener las cámaras de frío en funcionamiento. Lo que se hará hoy es sacar esa carga, evitar que se rompa la cadena de frío y tenerla a resguardo hasta tanto se determine su destino final, que no será otro que entidades de bien público de Chubut, tal como se previó originalmente por parte de la Subsecretaría de Pesca de la Nación.

La empresa armadora propietaria de los dos barcos chinos no se ha allanado hasta el momento a pagar la multa, lo cual ha mantenido estancado el expediente de la vía administrativa. La firma además cambió de representante legal en la Argentina, con lo cual tampoco se sabe cuál es la voluntad de los dueños de los barcos, ya que hasta tanto no sea cancelada la multa, los pesqueros seguirán retenidos en puerto.

Un dato preocupante, es que en cuestión de horas los barcos se quedan sin combustible y es de esperar que también las tripulaciones de los mismos se queden sin provisiones para su manutención, lo que podría derivar en otro problema, de similares consecuencias a otros episodios ocurridos en el puerto de Comodoro Rivadavia, cuando también una empresa extranjera se desentendió de su barco, nunca pagó la multa, y la tripulación fue dejada a la deriva, y años después el buque fue rematado para su pase a desguace.

Lo cierto es que estos dos barcos pesqueros chinos no han pagado la multa, ni tampoco han hecho frente a los costos portuarios por el uso de muelle en Comodoro.

En tanto, la Justicia Federal procesó a los dos capitanes por el no acatamiento de la orden de la Prefectura Naval al momento que fueron interceptados y cuando intentaron darse a la fuga, en diciembre pasado.

Con todo, hoy lo que se haría es que, a través de la embajada china en la Argentina, un traductor de esa representación diplomática les comunique a los capitanes de las embarcaciones que se procederá a movilizar el cargamento ya que el mismo está incautado. Se evitó entrar en un litigio por mal entendimiento, ya que el personal de la Subsecretaría de Pesca pudo haber convocado a la PNA para ingresar por la fuerza para llevar a cabo el procedimiento, pero se optó por que un traductor de la embajada comunique la novedad.

El organismo nacional de pesca se hace cargo del servicio de estiba y a tal efecto ya se comunicó la decisión del traslado a la Administración Portuaria de Comodoro. Al momento de la salida de la carga será verificada por el Senasa, al tiempo que se hará un romaneo de la materia prima para determinar con exactitud el tonelaje que será dejado en custodia en la planta de Argenova.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *