20 de marzo de 2010 09:48 AM
Imprimir

Uruguay  –  Conformidad con la nueva disposición para la trazabilidad

La Federación Rural se mostró conforme con la prórroga hasta 2011 de la trazabilidad y entiende que permitirá regularizar la situación de muchos ganados que han presentado problemas

La Federación Rural entiende que la prórroga para la trazabilidad hasta el 1° de enero de 2011 es una buena medida, ya que permite entre otras cosas, faenar los animales que perdieron su caravana o presentaban algún tipo de dificultad. Así lo señaló el presidente de la gremial, Octacilio Echenagusía, quien agregó que con esta prórroga se regularizaría la situación, ya que los primeros animales trazados son los que presentan mayores dificultades. “Pensamos que es una buena medida dar una prórroga, porque reduce el margen, da más tiempo para que se vayan liquidando o vendiendo estos animales que no fueron trazados o que perdieron la trazabilidad, la primera generación de animales trazados, aquellos que nacieron en la primavera de 2006 y que se caravanearon a principios de 2007 o en esa misma primavera. Esos mismos animales iban a ser faenados muchos de ellos, en un tiempo que iba a quedar fuera del sistema, esta prórroga permite que estos animales sean faenados sin que sean perjudicados por no ser trazados. Eso es importante porque permite que a fines de 2010 ya estarían con los cuatro años cumplidos y cuando nos referimos a la categoría de novillos prácticamente estarían faenados”. En cuanto a los costos, el gremialista aseguró que el que siempre tiene que pagar la caravana es el criador, por lo que habría que buscar algún mecanismo para que los mayores gastos no corrieran solo por parte de este sector. De todas formas, se mostraron conformes con que el Ministerio asumiera los costos hasta que estén el 100% de los animales caravaneados.  ”Lo que nosotros dijimos que el que siempre tiene que pagar la caravana es el criador, porque la caravana se la tiene que poner al ternero dentro del plazo legal. El que tiene ternero, seguro que tiene que pagar, entonces el que compra recibe el animal caravaneado. Lo que nosotros decimos es que otra vez se castigaría si hacemos el mecanismo de pago o de adquisición de la caravana como funciona ahora, que es un despacho frigorífico con el cual el productor compra la caravana en la veterinaria y después se caravanea el novillo y va con destino a faena”. Con relación a la lucha contra la brucelosis y la incidencia de la enfermedad, Echenagusía señaló que no cuestionan si las cifras que maneja el Ministerio son correctas, sino que la campaña no se está desarrollando dentro de los parámetros adecuados para evitar que sigan apareciendo focos

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *