24 de marzo de 2010 08:12 AM
Imprimir

Subsidiarán la producción de novillos

Es una de las medidas que el Gobierno anunció ayer ante los ruralistas; además, habrá un cupo de 350.000 toneladas para exportar

En un intento de recuperar la producción ganadera y desactivar el conflicto suscitado a raíz del precio de la carne, el Ministerio de Agricultura anunció ayer que compensará la producción de novillos de más de 430 kilos por cabeza y aumentará gradualmente el peso mínimo de faena, de los 260 kilos actuales, hasta llegar a 320 kilos en febrero de 2011. Por otro lado, el ministerio anunció que, para este año, permitirá un volumen de exportación de 350.000 toneladas de carne. Además, propondrá un cambio en el sistema de comercialización de carnes que podría incluir la venta por cortes y se eliminarán las compensaciones a las hembras y a todas las categorías que no sean novillo. Las medidas fueron difundidas por el Gobierno antes de la reunión que tuvieron el ministro de Agricultura, Julián Domínguez; el secretario de Ganadería, Alejandro Lotti, y el secretario de Emergencia y Desastre Agropecuario, Haroldo Lebed, con la Comisión de Enlace, a última hora de ayer, y que continuaba hasta el cierre de esta edición. Según informaron en las entidades, en el encuentro, Domínguez expuso los detalles del plan oficial ante los ruralistas y luego recibió de éstos una propuesta alternativa para aumentar la producción y garantizar el abastecimiento de carne, que incluye medidas como eliminar el IVA a los cortes de carne populares. Lo tardío del encuentro, una estrategia que aplicaría el ministerio para evitar ocupar los títulos de los noticieros de televisión de los horarios centrales, hizo que los dirigentes de la Comisión de Enlace brindaran una conferencia de prensa antes de entrar en la cartera de Agricultura, en la que dijeron que estudiarán las medidas anunciadas por Domínguez. "Vamos a analizar las medidas que propuso el Gobierno, pero esperamos que ellos analicen detenidamente nuestras medidas y las tengan en cuenta. No vamos a tomar decisiones ahora", dijo el presidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Mario Llambías. "Nuestro objetivo y el del Gobierno es el mismo: aumentar la producción de carne sin afectar los bolsillos del consumidor", agregó Llambías, y en el concepto coincidieron el presidente de la Rural, Hugo Luis Biolcati; el presidente de Federación Agraria, Eduardo Buzzi, y el presidente de la Confederación Intercooperativa Agropecuaria (Coninagro), Carlos Garetto. Lo que quedó claro es que los ruralistas están tratando de evitar la confrontación. "La protesta es el último recurso en este momento", señaló Buzzi. La propuesta que los dirigentes dejaron en la mesa de Domínguez incluye una larga lista de medidas, como créditos a la ganadería a tasas subsidiadas con tres años de gracia, la estimulación a la terminación de terneros bolita en los tambos, la aplicación de beneficios impositivos para los productores afectados por la sequía, la desgravación para la faena para animales de más de 400 kg y la simplificación del sistema de permisos de exportación y de reparto de la cuota Hilton. Aunque las propuestas del Gobierno y las entidades tienen coincidencias, como la necesidad de fomentar el engorde de novillos, la exportación sigue dividiendo las aguas entre las partes. Así, mientras las entidades pidieron ayer la apertura total de las exportaciones y la simplificación de los controles de la Oncca, el Gobierno insiste en limitar las exportaciones, "a fines de garantizar el abastecimiento interno". En lo que habría algo parecido a un acuerdo entre las partes es en la necesidad de disminuir el poder del secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, en el control del mercado de la carne. "Domínguez trata de disminuir la influencia de Moreno, pero no es tarea fácil", confiaron fuentes de las entidades. La propuesta del campo también incluye una serie de medidas para el trigo, cuya comercialización sigue trabada. Entre ellas, la apertura de los registros de exportación, la eliminación de los ROE verdes, un sistema que compense a la bolsa de harina y la transparencia de las estadísticas sobre la actividad.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *