8 de julio de 2013 17:21 PM
Imprimir

“Langostino Santo”: Tras los pedidos de detención van por la conexión local

Mientras Interpol busca a los españoles Salvador Parra Gómez y Alfredo Aranda Barbera en Europa, la expectativa se centra en la "conexión argentina" por lo que se esperan pedidos de detenciones en Mar del Plata y Puerto Madryn.
Mientras anoche el polémico conductor televisivo Jorge Lanata ponía al aire el material logrado en el transcurso de la semana en que un equipo periodístico trabajó con mucho sigilo, el Juez Hugo Sastre, quien mantuvo un dialogo con este equipo porteño; al igual que el empresario Omar “El Cura” Segundo; se espera que en el transcurso de la semana se den a conocer nuevos pedidos de detenciones, en lo que se menciona como la conexión local, tanto en Mar del Plata como en Puerto Madryn.

El hermetismo con que maneja la causa el magistrado federal hace que se manejen muchas especulaciones, aunque la investigación a ojos vista, avanza rápidamente y con paso firme.
En ese marco, si bien a quienes no están cercanos al sector pesquero puede haber sorprendido en lo que a los pedidos de detención para los dos españoles; a quienes conocen los movimientos empresariales que se suceden en el sector, no ha extrañado en lo más mínimo; cabe mencionar que los posicionamientos políticos que se han conocido en torno a la causa, no colaboran en lo más mínimo para el avance de la investigación, aunque hasta el momento el juez Sastre ha logrado sustraerse de esta situación.

De todos modos, es difícil pensar que lo que pueda emitir el programa Periodismo para Todos pueda cambiar el rumbo de la investigación, que ya tiene “una línea” de avance marcado, con los principales responsables identificados, con lo que ahora ha de armarse la pirámide hacia abajo, identificar a los actores “de campo”, que son quienes ejecutan el traslado de la droga desde Mar del Plata hasta Puerto Madryn, ya que alguien debería saber de la presencia de la droga en el cargamento de langostino, tanto en la ciudad bonaerense como en Puerto Madryn. La gran pregunta es de quien se trata.

Las sospechas parecían haberse disipado en torno al camionero, sobre quien pesaba la sospecha sobre esas cuatro horas en que no se puede explicar donde estaba, aunque el hecho de que el peso haya sido el mismo desde su salida de Mar del Plata y el arribo a Madryn lo aleja de alguna responsabilidad aparentemente, aunque como corresponde, es el juez el que tiene el pleno conocimiento sobre estas especulaciones y actúa en tal sentido.
Salvador Parra Gómez y Alfredo Aranda Barbera, los dos ciudadanos españoles sobre los que pesa la orden de captura, son intensamente buscados por Interpol, y la información que se maneja es que estarían ocultos en España; mientras tanto, en Madryn se esperan las decisiones del juez Sastre, las que serían inminentes.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *