20 de julio de 2011 11:57 AM
Imprimir

Commodities mantendrán volatilidad en el semestre

URUGUAY : Dato. Precios de granos, leche y carne con futuro incierto

Los principales commodities agrícolas que exporta Uruguay al mundo estarán sujetos a una fuerte volatilidad en este semestre, en medio de una incertidumbre sobre qué puede pasar con las economías de Europa y Estados Unidos. La "volatilidad será una constante" en los precios de los granos en el "corto plazo", tal cual ha venido sucediendo en las últimas semanas con fuertes bajas y recuperación en los precios de los mismos, dijo a El País el analista agropecuario, Fernando Villamil. De hecho, la soja llegó a cotizar el mes pasado a US$ 480 por tonelada para la entrega de agosto, mientras que ayer la apertura de Chicago fue con una oleaginosa a US$ 513. Pero la incertidumbre no solo alcanza a los granos. También los lácteos se ven afectados. En el remate de la plataforma virtual de Fonterra, los precios de todos los productos registraron ayer una baja promedio de 5,1%, acumulando un descenso este mes del 11,8%, si se le suma el remate de principios de mes (-6,7%). Una menor demanda de China e India influyó en la caída de los valores de estos productos que se alejan de los máximos registros del primer trimestre. La licitación que realiza Fonterra cada 15 días oficia como referencia para los principales productores, incluido Uruguay. El precio promedio de todos los productos subastados quedó en US$ 3.796 por tonelada. En tanto, que la tonelada de la leche en polvo entera (principal producto de exportación de Conarpole) bajó 4% y quedó en US$ 3.475, lejos de los casi US$ 4.500 que alcanzó en febrero y marzo de este año. También la carne atraviesa una coyuntura complicada en este segundo semestre del año, producto de una demanda "floja" desde el exterior con valores que no cierran la ecuación de rentabilidad para la mayoría de las plantas frigoríficas. Con un precio del ganado comparativamente alto respecto a otros países productores de carne, la faena de la industria uruguaya ha registrado una importante caída. En el primer semestre, la industria procesó un 14% menos de vacunos respecto a igual período de 2010. El principal destino de la carne uruguaya (Rusia) está comprando muy poco en estos meses y a valores inferiores a los alcanzados en el primer trimestre del año. En tanto, Europa (el principal destino en dólares) comienza a sentir los efectos de la crisis financiera que atraviesan muchos países. Los precios que pasan los importadores europeos de Alemania e Italia por los cortes traseros de alto valor de Uruguay están siendo corregidos a la baja. Persistencia. A juicio de Villamil esta coyuntura de "incertidumbre" sobre los valores de los commodities debería "mantenerse" en los próximos meses. En el caso de los granos, la oferta en el próximo semestre estará directamente vinculada a la cosecha de soja, trigo y maíz que se iniciará en Estados Unidos en septiembre. Según el analista, es probable que la cosecha del maíz no alcance para recomponer los niveles "mínimos de stocks" que existen hoy. "Si la floración del cultivo no es la adecuada (por el clima), los precios deberían estar presionados al alza", estimó. Sin embargo, en el caso del trigo, el panorama no sería el mismo producto de una producción importante que llevaría a una recuperación de los stocks. "Para que los precios del trigo vuelvan al eje de los US$ 300 por tonelada, debería darse un quiebre en algunas de las cosechas del cultivo o un muy mal resultado del maíz", pronosticó Villamil. Por su parte, el comportamiento de la demanda será otro factor que agregará "volatilidad" a los precios de los granos. Este indicador está directamente relacionado con lo que pueda pasar con la economía de Estados Unidos y Europa. "Una nueva crisis como la de 2008, tendría efectos en la demanda inmediata de los granos porque se enlentece el ritmo de compra a lo estrictamente necesario", explicó Villamil. Refugio de los inversores "En el primer semestre del año, los precios de los commodities agrícolas moderaron su crecimiento, al tiempo que se mostraron muy volátiles", advertía el último informe trimestral del Comité de Política Monetaria. Explica que la presión alcista deriva de las tasas de interés y elevada liquidez, junto a la devaluación del dólar, "en la medida que los commodities son utilizados como activos financieros alternativos por fondos de inversión".  El País

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *