22 de julio de 2011 10:36 AM
Imprimir

Porcina y aviar, carnes de más crecimiento

Dos analistas en temas ganaderos coincidieron en que las perspectivas de la demanda mundial "son muy positivas para las próximas décadas". Las carnes rojas, en tanto, tendrán los "mayores valores por toneladas".

Dos especialistas en temas ganaderos Víctor Tonelli, de Argentina, y Pablo Caputi, de Uruguay, resaltaron que las perspectivas de la demanda a nivel mundial son muy positivas para las próximas décadas.

En el marco de una charla organizada por el mercado ganadero Rosgan, de la que participaron casi 200 personas, Caputi consideró que “las carnes de mayor crecimiento serán las porcinas y las aviares”.

Este tipo de carnes, consideró el analista uruguayo, “tiene una mejor conversión del alimento” y, al mismo tiempo, destacó que las carnes rojas en la era de la escasez de alimentos tendrán “los mayores valores por tonelada”.

Para Caputi, “esto asegura que la producción de carnes tiene una demanda sostenida en el tiempo, dado el crecimiento de la demanda de carnes en todo el mundo”.

En el caso de las carnes rojas, el analista de Uruguay destacó que “los únicos reservorios para la producción de producto están ubicados en América Latina. Esto convirtió a Brasil en el principal exportador mundial, mientras que Uruguay se posicionó exportando el 63% de la producción”.

Caputi agregó que “la estrategia está centrada en la atención a la Unión Europea, en los importantes volúmenes que se exportan a Rusia y la posibilidad de ingresar carnes al Nafta, pero hay que tener claro que la gran estrategia de la próxima década es Japón y Korea”.

El analista argentino coincidió con la visión optimista del analista uruguayo sobre la perspectiva mundial de demanda sostenida de carne.

Tonelli remarcó que en los próximos cuatro años va a haber una recuperación gradual de la oferta de terneros, mientras que en lo que respecta a los valores para lo que resta de 2011 y 2012, se avizoran precios firmes para las distintas categorías de invernada.

Para el especialista local, el nuevo modelo de trabajo es la recría, dado que permite incorporar kilos comenzando la etapa final del confinamiento superando largamente los 300 kilos, teniendo en cuenta la relación precio de compra del ternero y precio de venta del animal gordo.
 
Dijo, además, que “claramente la argentina ingreso en un periodo de retención de vientres, dejando atrás el año 2009 en el cual el 49%  de la faena eran de esta categoría cuando en la actualidad ese porcentaje no llega al 40%".

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *