10 de agosto de 2011 14:42 PM
Imprimir

Cierre anticipado para la pesca de calamar

La declinación que atraviesa la temporada de calamar 2011 encontrará su punto final hoy, desde las 12, cuando quede cerrada anticipadamente la pesca del recurso al norte del paralelo 44º.

El Consejo Federal Pesquero determinó la medida a partir de la escasez que evidencia la especie y la necesidad de asegurar su conservación.
La sugerencia había partido del Inidep: “Considerando los bajísimos niveles de abundancia de las últimas semanas (4t. / Día) y el nivel de escape alcanzado, el instituto recomendó el cierre temprano de la pesquería”, se informó.
Los científicos se encargaron de exponer el crítico escenario durante el encuentro que tuvo ayer la Comisión de Seguimiento de Calamar, enfocándose en lo sucedido hasta el 22 de julio. “El Stock Bonaerense Norpatagónico fue capturado entre las semanas 8 y 29. Se estimó el reclutamiento de este stock a la semana 14, cuando se inició la pesca, en 156 millones de individuos (38.809 t.)”, apuntaron.
Luego, prosiguieron: “Se valuó un escape del 34 por ciento (37 millones, 8.499 t) a la semana 27. En 2010, a la semana 27 se estimaron 386 millones de individuos (71.320t)”.
En tanto, trascendió que en las semanas 28 y 29 se detectó la presencia del Stock Desovante de Primavera (16 a 21 cm LM) en los rectángulos 4059 y 3857 con abundancias muy bajas, indicando su escaso reclutamiento en esta temporada.
En cuanto a rendimiento global contabilizado, la estadística oficial señala que se llevan descargadas 64.777 toneladas, lejos del promedio anual registrado en el período 2004-2008: 200 mil toneladas.
En volumen, la presente zafra tuvo un desarrollo similar al de 2009 (71.414 t.) y 2010 (85.957 t.), aunque el año pasado la sorpresiva aparición del recurso estiró la faena hasta septiembre.

POSICION EMPRESARIA
Por su parte, los empresarios del sector plantearon que las bajas capturas tienen un impacto serio en sus economías, las cuales, como ya quedó claro, venían arrastrando malos resultados.
Además, insistieron sobre la necesidad de revisar las fechas de apertura y cierre de zonas debido a los cambios que evidencia el “illex”. En un mes elevarán una propuesta formal en ese sentido. En lo que hace a la obligatoriedad de reprocesar calamar en tierra, el CFP optó por diferir hasta un cincuenta por ciento del volumen de procesamiento comprometido en cada proyecto.
Si bien desde Caipa y Cepa habían pedido suspender directamente esa obligación por los costos operativos que genera en un marco complejo, la Autoridad de Aplicación prefirió una posición intermedia.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *