17 de agosto de 2011 18:31 PM
Imprimir

ProChile pide triplicar presupuesto para 2012 y adelanta cambios en “Chile Potencia Alimentaria”

Chile : Director de la entidad anuncia modificaciones en oficinas comerciales en europa y África.

Félix de Vicente considera que el impacto en los mercados de destino de las exportaciones chilenas producto de la crisis, es “transitorio”…

Atento a lo que está aconteciendo en los mercados internacionales, el Director de ProChile, Félix de Vicente sostiene que es necesario primero, identificar si lo que está sucediendo es “permanente o transitorio”. De Vicente plantea que el rol del gobierno es “actuar cuando las situaciones son transitorias, porque si son permanentes al final no hay nada que hacer”.

– ¿Cómo afecta a las exportaciones la incertidumbre internacional?


– Creemos que la situación del tipo de cambio va a depender un poco de como se comporte EEUU con su futuro gasto versus emisión dentro del mismo gobierno, por lo tanto, son variables exógenas; lo que tenemos que hacer es tratar de actuar de la mejor forma y lo más eficiente, y preocuparnos de cómo podemos mejorar la competitividad de los exportadores chilenos. La vía es apoyarlos en forma directa de modo que parte de sus costos podamos disminuirlos. Si miramos, por ejemplo, el crecimiento de nuestras exportaciones a Europa ha sido importante, es decir, a 2010 exportábamos un 19% y este año un 22%. Europa es un mercado que paga más por nuestras exportaciones. Si miramos Asia y Oceanía, donde habríamos crecido mucho, y comparamos enero-junio de 2010 con el mismo período de 2011, antes Asia y Oceanía representaba un 50% de nuestras exportaciones y en ese lapso de este año, representa un 47,8%.

– ¿Pero la delicada situacion en Europa impacta los envíos chilenos?

– Hay que ver la composición de los productos que exportamos a estos mercados, ver como están nuestros productos porque estas bajas te pueden ayudar, que es un poco lo que nos pasó con el terremoto en Japón, donde las materias primas, cobre, celulosa, podían verse afectados por los cortes de energía que tienen en el país, pero no ha tenido ningún impacto para Chile porque se derivan a China y a otros mercados.

– ¿En qué rubros se ven oportunidades, por ejemplo?

– Hemos recuperado bastante la producción de salmones, a pesar de la baja en el precio, los vinos chilenos han empezado a estar en la mente como una opción de los consumidores europeos.

Sigue la reestructuración


– ¿Se están cerrando oficinas comerciales en Europa?

– En Europa lo que hicimos fue disminuir la presencia del equipo que teníamos en Estocolmo (Suecia); igual mantuvimos la oficina en operación pero pasó a ser una “antena”, al mismo tiempo estamos evaluando abrir otra oficina en Europa, pero no puedo adelantarlo…

– ¿Y en Africa?


– Estamos prospectando y queremos abrir dado que hay potenciales, vamos a evaluar Kenya y creemos que hay algunos exportadores PYME que están mandando productos allá y creemos que es un mercado interesante, un mercado de bajo desarrollo tecnológico por lo que nuestro nivel es compatible con ellos. Pero independiente de las oficinas que se estén disminuyendo o abriendo, estamos en un programa de desarrollo con los consulados en aquellas ciudades donde no tenemos presencia comercial.

– Y a nivel interno, en Santiago, ¿la reestructuración continúa?

– Creamos un cambio potente porque abrimos a la competencia la participación de los agregados comerciales, entonces los agregados que hoy tenemos son de primer nivel, hablan idiomas, tienen cursos de postgrados y creamos una estructura que está funcionando bien. En materia de atención al cliente, nos faltó adaptarnos más rápido a lo que queremos para nuestros objetivos. La reestructuración interna no ha sido tal; la única reestructuración es que en vez de ser cuatro departamentos sectorialistas, vamos a volver a tres: antes estaba Industrias, Servicios, Alimentos Procesados, y Alimentos sin procesar, ahora sólo será Alimentos.

– ¿Cómo ha operado el Fondo de Promoción de Exportaciones Agropecuarias?


– Nosotros operamos con una reducción en el fondo durante 2011 y ya se asignaron los recursos en dos concursos. El primero se hizo en noviembre de 2010 y el otro fue en marzo de este año, por lo que se cumplió la etapa de asignación de esos fondos. El próximo año lo vamos a abrir en tres etapas y esperamos que los fondos sean bastante mayores. Este año contamos con US$ 14 millones y el presupuesto de ProChile incluyendo el fondo y marcas sectoriales fue de 
US$ 52 millones. Lo que pretendemos es triplicar este presupuesto.

– ¿Sigue vigente el programa “Chile Potencia Alimentaria”?

– Actualmente hay un proyecto en carpeta que no puedo revelarlo, pero esperamos contar con fondos importantes -de los que estamos solicitando- para proyectar a Chile como un proveedor importante de alimentos. Queremos presentar una nueva campaña país, no con el nombre de “Chile Potencia Alimentaria” porque puede ser un poco arrogante, sobre todo para países que son tanto o más grandes que nosotros en exportación de alimentos, con una marca distinta, amigable, cercana y que pueda empujar a toda la industria de alimentos, tanto como la mapuche que produce merquén con el empresario que produce salmón, como el que exporta fruta.

Por B. Gutiérrez y G. Cerda
/Diariofinanciero.cl

– ¿Cofinanciada por el sector privado?


– No. La idea es que sea el gobierno quien apoye esta campaña y la pueda crear, dado que es tan genérica que no le puedes pedir a los exportadores de cerdo, ni de pollo, ni de vinos, que cofinancien. Lo que sí esperamos es que ellos lo incorporen a sus campañas.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *