11 de abril de 2014 14:03 PM
Imprimir

Un ministro de Scioli le pide a Cristina que baje las retenciones

Es Alejandro "Topo" Rodríguez, de buena llegada al campo. LPO adelantó que el gobernador busca conquistar el voto del sector.

El ministro de Asuntos Agrarios bonaerense, Alejandro “Topo” Rodríguez, hizo una de esas declaraciones que suelen caer pesadas en la Casa Rosada, donde se considerado una traición cualquier gesto que implique avalar los reclamos del campo.

Creo que sí es posible evaluar la baja de retenciones de algunos productos, como el trigo, tan importante para la provincia de Buenos Aires y para nuestros pequeños productores”, afirmó Rodríguez, un hombre que Daniel Scioli ubicó en ese cargo con el objetivo de recomponer la relación con las entidades agrarias.

En una visita a la localidad de Tres Arroyos, el funcionario sciolista explicó que la medida sería “con el objetivo de que se produzca más”, una forma también de reconocer la merma que afecta a la producción de ese cereal y que viene siendo advertida por el sector desde hace tiempo.

Rodríguez se encargó de diferenciarse de “algunos candidatos” que plantean el tema “con ansiedad electoralista”. “Se les nota cuando hacen propuestas sólo para quedar bien, porque jamás han formulado ni implementado políticas agropecuarias”, recalcó.

En un tono más cercano al discurso kirchnerista, el ministro de Asuntos Agrarios bonaerense aclaró que hay que cuidar “que no se perjudique el consumo popular” y que “no se desfinancien las políticas que benefician a los más humildes y a los trabajadores”. “Si alguien quiere bajar retenciones para debilitar una política social fuerte y activa, seguro no estaremos de acuerdo”, indicó.

La Política Online había dado cuenta del plan de Scioli para disputarle a Sergio Massa el voto del campo, un terreno en el que el tigrense parece haber sacado cierta ventaja. Ese plan, reveló este medio, tiene como figuras clave al “Topo” Rodríguez.

La primera decisión fuerte que tomó Scioli en ese sentido fue el desplazamiento de Gustavo Arrieta, un hombre más ligado con el kirchnerismo y que no había logrado grandes acercamientos con las entidades rurales.
Apenas asumido, Rodríguez propuso un giro con reuniones mensuales y diálogo con todos los eslabones de la producción. Ya en enero, dirigentes del agro habían destacado que Rodríguez se mostraba dispuesto a dialogar a agenda abierta, sin vetos a los temas más problemáticos.
La otra pata del plan de Scioli para lograr el acercamiento al campo es Eduardo Buzzi. El presidente de la Federación Agraria mantuvo contactos informales con el ministro y en marzo se reunieron. El representante del campo se encargó de marcar públicamente las diferencias entre la Casa Rosada y el gobierno bonaerense. A principios de abril, Rodríguez también visitó al titular de la Sociedad Rural, Luis Miguel Etchevere.
En febrero, Scioli había dado otra muestra de su intento de diferenciarse de Cristina Kirchner y se reunió con los dirigentes de la Mesa Agropecuaria bonaerense. Allí, ya se había hablado de la necesidad de incentivar la siembra de trigo, entre otros temas planteados por los ruralistas.
“Vemos que hay un avance en la relación con el Gobierno y que ahora tenemos línea directa con un hombre de otras características (por Rodríguez), lo cual es valorable”, dijo a LPO en ese momento, el presidente de Carbap, Horacio Salaverri

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *