15 de abril de 2014 16:35 PM
Imprimir

Conflicto Rusia y Ucrania afecta fuerte a producción de maíz

Las crecientes turbulencias en Ucrania, sumadas a un persistente clima seco en la región del Mar Negro están llevando a un recorte en los pronóstico de producción de granos en esa zona de Europa para el 2014.

Así lo señalaron analistas de la consultora francesa Agritel que estudiaron la situaicón de Ucrania y Rusia, ubicados entre los principales exportadores de granos del mundo. Ocurre que ambios países tuvieron dificultades para recaudar financiamiento destinado a la siembra de granos, maíz incluido, puesto que las licitaciones ajustaron los procedimientos de pago debido a la inestabilidad en la región.

El riesgo de un conflicto de gran escala aumentó durante el fin de semana pasado, luego de que el presidente de Ucrania amenazara con tomar acciones militares, luego que separatistas prorrusos que ocupaban edificios gubernamentales en el este ignoraran un ultimátum para retirarse.

En sus estimaciones de abril para la producción en Ucrania, Rusia y Kazajistán, Agritel redujo en 3,9 millones de toneladas la proyección combinada para las cosechas de maíz ucranianas y rusas a 33,1 millones de toneladas, dejándolas ahora un 14,2% por debajo del 2013.

Caída

Para Ucrania en particular, que se ubica entre los primeros tres exportadores de maíz, junto con Estados Unidos y Brasil, la caída sería del 17,6% frente al año pasado, indicó la consultora. “Esta caída en la producción en la consecuencia directa de las crisis que atraviesa el país. Los productores locales enfrentan una devaluación de la grivna, la moneda local y restricciones al financiamiento”, sostuvo Agritel.

La incertidumbre en la región derivó además en incrementos en los precios del trigo y el maíz en las operaciones de Chicago. “La producción de maíz en Ucrania cuesta un 50% más que otros cultivos”, informó el director de Agritel, Michel Portier.

Además de la creciente preocupación sobre las tensiones políticas en la región, los operadores se enfocarían en el clima seco que también podría afectar a las cosechas de invierno boreal, en caso de que las condiciones empeoren. “El déficit de agua caída es muy significativo, ya que alcanzó cerca del 50% (bajo el promedio) en los últimos seis meses en zonas clave de producción de granos”, sostuvo la consultora francesa.

A su vez, también se recortó en casi 4 millones de toneladas el pronóstico de la cosecha de trigo de estos países respecto al informe emitido en febrero, a u$s 81,5 millones. La estimación ahora se ubica más de un 9% bajo la cifra del 2013.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *