2 de septiembre de 2014 11:45 AM
Imprimir

Molinos uruguayos buscan colocar más arroz en Irak

La industria molinera uruguaya ofertará a Irak otro barco con arroz local, en el marco de una nueva licitación gubernamental. Los molinos estarían presentando la oferta a lo largo de la presente semana.

Irak es un antiguo cliente para los molinos arroceros uruguayos. Ahora, la industria prepara una oferta que presentará esta semana ante las autoridades iraquíes, en el marco de una nueva licitación gubernamental, que se definiría a mediados de mes en ese país, según confirmaron a El País fuentes vinculadas a los molinos exportadores del cereal. El volumen ofertado por Uruguay será un barco, como lo hizo en anteriores licitaciones.

 

Los molinos uruguayos ya habían colocado arroz en las anteriores licitaciones, destacándose un negocio por 60.000 toneladas que se entregaron el pasado mes de julio, con precios muy cercanos a los US$ 600 por tonelada.

 

En el período enero-agosto, las exportaciones de arroz a Irak casi se triplicaron respecto al mismo lapso del año pasado. Pasaron de US$ 54 millones a US$ 154 millones. Así, Irak se transformó en el 10° destino de exportaciones uruguayas en enero-agosto, con un solo producto: arroz.

 

Zafra.

En tanto, el clima está dando una tregua a los productores para que entren a las chacras y comiencen a preparar la tierra de cara a la nueva zafra.

“Se sabe que habrá una caída del área a plantar, porque los productores están buscando las chacras más eficientes, pero no se sabe cuánto caerá el cultivo”, explicó a El País el vicepresidente de la Asociación Cultivadores de Arroz (ACA), Hernán Zorrilla. Hay productores con los números demasiado comprometidos que no volverán a plantar arroz este año.

 

Según datos de la Asociación Cultivadores de Arroz (ACA), en la zafra 2012/2013 se plantaron 170.169 hectáreas lográndose una producción de 1.328.810 toneladas de arroz cáscara, con un rendimiento promedio de 7.794 kilos por hectáreas.

 

Si bien el rendimiento fue bueno, los costos subieron bastante y muchos productores quedaron con problemas en sus economías que comprometen la próxima siembra.

 

Sin embargo, la suba del precio del dólar y las mejoras en el clima, van mejorando el ánimo de los arroceros.

 

“Si la suba del dólar se mantiene es probable que los costos también se mantengan (no subiría como pasó hasta ahora). Todas esas condiciones son las que van a definir los productores para ver qué harán en esta zafra”, explicó Zorrilla.

 

Por otro lado, el gremialista consideró que las condiciones climáticas también están ayudando. “Si el tiempo sigue bien, los productores se van a entusiasmar y comenzarán a preparar las tierras. Por eso el clima jugará un papel fundamental a futuro”, dijo el directivo de ACA.

 

 

Sin opciones.

Aunque la soja ya está incorporada como cultivo de rotación en la cuenca arrocera, con la baja de precios que está experimentando en el mercado internacional, es difícil definir si no está más comprometida que el arroz.

 

“Si se toman los valores a futuro la soja estaría llegando a los 2.500 kilos de costos. Como cultivo en sí y en particular hablando de los arroceros, está integrando la rotación agrícola y no es una alternativa válida”, reconoció el vicepresidente de la ACA.

 

Muchos productores arroceros plantan soja en campos que luego pasan al arroz en el marco de las rotaciones agrícolas del sector. Se hace el laboreo, se limpian los campos con la soja y se planta un arroz prácticamente directo sobre el rastrojo. “Está técnica está dando muy buenos resultados, no por el resultado económico de la soja, sino por lo que significa la inclusión dentro de las rotaciones. Cuando la soja valía US$ 500 podría representar un muy buen ingreso”, admitió Zorrilla. El precio de la soja en Chicago, en las últimas semanas, mostró nuevas bajas y la posición noviembre que contempla el ingreso de la cosecha 2014/15 cayó a US$ 376 por tonelada, valor que representa el menor precio de la oleaginosa en los últimos cuatro años.

 

A nivel de los cultivos agrícolas, hasta ahora, la soja era el único que venía pagando las cuentas.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *