13 de junio de 2009 09:30 AM
Imprimir

Exportaciones frutícolas: habrá que esperar fuertes pérdidas

Menores precios en el exterior y una caída en .los volúmenes embarcados complicaron la cosecha en esta etapa del año.

Sólo por exportaciones, en la región del Valle dejarán de ingresar 112 millones de dólares durante la presente temporada respecto de los valores consolidados el año anterior. La cifra surge de una proyección que refleja, tomando los primeros cinco meses del año como base de análisis, la caída registrada en los niveles de embarques en fresco de peras y manzanas, sumada a los menores valores conseguidos en el mercado y el derrumbe de las cotizaciones de los jugos concentrados de ambas especies.Como correlato de esta situación, los ingresos genuinos de divisas esperados para todo este año -computando la exportación en fresco más la industria- se ubicarán en torno de los 451 millones de dólares. El año pasado la región frutícola del Valle de Río Negro y Neuquén terminó la temporada con exportaciones por 563 millones de dólares. Es decir que para el 2009 habrá que esperar una caída del 20% en los ingresos generados por el comercio exterior, respecto de los niveles del año anterior. ¿Cómo se llega a esta pérdida?Los resultados de los 112 millones de dólares menos vienen de la mano de:- Exportaciones de manzanas; caída por 29 millones de dólares respecto del año anterior, con una participación promedio del 60% en valor (P) y del 40% en volumen (Q).- Los embarques de peras por algo más de 15 millones de dólares menos en relación con la temporada 2008 (relación 50/50 promedio P/Q).- Ventas de jugos concentrados; derrape máximo, con menores ingresos por 68 millones de dólares (85% P y 15% Q).A partir de estos números se pueden sacar las siguientes conclusiones, entre otras tantas.- La industria de concentrados carga con casi 2/3 del total de las pérdidas o menores ingresos de la temporada. Esto se trasladó en un 100% al precio final de la fruta entregada a este sector del mercado. Es así que el año pasado por la pera y la manzana de industria se terminaron pagando en promedio 0,12 centavos de dólar por kilo y este año la cifra llegará con suerte a 0,03 centavos en promedio.-El 1/3 restante corresponde a pérdidas por combinación de P x Q que dejó de ingresar por el mercado de exportación en fresco. Considerando la matriz comercial del Valle para las pomáceas, esta estadística muestra en definitiva la crítica situación en la que se encuentra el sector. Para esta temporada se espera que cerca del 45% de la producción de peras y manzanas se oriente hacia la industria de concentrados, con un mercado que está pagando por la fruta un 25% del valor del año pasado. El dato no es menor, ya que este escenario repercutirá en las liquidaciones finales una vez definida la temporada. Ajuste por descarteOtro punto que es de suma importancia rescatar en esta temporada es la suba en el descarte observada en los galpones de empaque.Según las principales empresas de la región, mientras que el año pasado la media por descarte se ubicó en el 18% de la fruta ingresada, para esta temporada los empresarios sitúan ese indicador por encima del 30% en promedio.Este complejo escenario obedece a dos causas bien definidas:- la mayor cantidad de fruta que ingresó a los galpones con calidad "observada" producto de los problemas gremiales generados a principios de la cosecha y- los bajos precios que pagó la industria.Frente a este escenario, muchos se tentaron y enviaron fruta de baja calidad al mercado en fresco especulando con que éste iba a terminar absorbiéndola. Antecedentes del tema existían. El año pasado la mayor parte de las empresas "estiró" sus calidades porque los mercados -ruso y argelino, entre otros- pagaron buenos precios por la pera y la manzana de baja calidad. Pero este año las condiciones cambiaron y no hubo posibilidad de colocar gran parte de esta fruta, la que finalmente se orientó a la elaboración de concentrados.El aumento del descarte repercutirá en forma directa en las liquidaciones finales ya que esa fruta va a la industria con costos del pasaje de máquina. Si son fiables las estadísticas consignadas por el sector privado, uno de cada tres kilos de fruta que ingresaron al galpón tiene precio de retorno cero en el promedio. Siguiendo en la línea de las suposiciones, si por cada tres kilos que llegaron a un galpón dos fueron al exterior y por ellos se obtuvieron 0,50 dólares y un kilo fue a descarte con valor casi nulo, el promedio por ese lote es de 0,17 centavos de dólar por kilo. El valor está muy lejos de los costos de producción que existen en la región. Valores proyectadosSi bien la mayor parte de las exportadoras no tiene del todo "cerrada la temporada" de ultramar, ya comenzaron a circular algunos números que muestran el resultado de las exportaciones en el primer semestre. Los puntos a tener en cuenta son los siguientes:- Los precios que quedarán para la manzana de ultramar se ubicarán entre 0,20 y 0,26 centavos de dólar por kilo.- Para la pera se estiman rangos que van de 0,24 a 0,32 centavos de dólar por kilo.- Para la fruta que llegó al galpón y se derivó a la industria, hasta 0,015 centavos de dólar por kilo.- El promedio de descarte se ubicará en el 30%.Las empresas adelantaron a los productores entre 0,07 y 0,14 centavos de dólar por kilo entregado. Según fuentes empresariales los valores promedios por la fruta ingresada al galpón (tomando como ejemplo un lote tradicional de pera -50%- y manzana -50%- con descarte del 30% promedio) se ubicarán entre 0,17 y 0,21 centavos de dólar por kilo.Javier Lojo

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *