21 de septiembre de 2014 14:21 PM
Imprimir

Denuncias contra Syngenta “La maldición de los maíces transgénicos”

Dos empresas estadounidenses, Cargill y Trans Coastal Supply, iniciaron juicios contra la compañía suiza por los daños que les habría causado el evento Agrisure Viptera al ser rechazado en China, donde no está aprobado.

En menos de una semana la multinacional suiza Syngenta fue denunciada por dos grandes empresas en EE.UU., Cargill y Trans Coastal Supply, por supuestos daños comerciales generados a raíz de las trabas que encontraron sus maíces Agrisure Viptera, en China. El argumento de los denunciantes apunta a que el evento transgénico resistente a lepidópteros se lanzó comercialmente sin haber sido aprobado en el mercado de destino.

 

“A diferencia de otras compañías semilleras, Syngenta no ha implementado una gestión responsable al comercializar un nuevo producto sin haber recibido la aprobación en un mercado clave como China”, indicó Mark Stonacek, presidente de la división estadounidense de Cargill Grain & Oilseed Supply Chain, por medio de un comunicado. “Syngenta además puso en riesgo la posibilidad de abastecer a los mercados globales para generar enormes daños tanto a Cargill como a toda la industria agrícola estadounidense”, añadió.

 

Stonacek dijo que se decidió presentar una demanda judicial contra Syngenta luego de evidenciar que las conversaciones con representantes de la compañía de origen suizo resultaron improductivas.

 

“Comercializar en EE.UU. el evento MIR 162 (Agrisure Viptera) antes de recibir la aprobación en China bloqueó el acceso a un importante mercado de exportación para el sector agrícola estadounidense. Cargill considera que Syngenta sigue sin aceptar su responsabilidad al avanzar este año con la comercialización del evento Duracade, que tampoco fue aprobado en China y otros mercados importantes”, indicó Stonacek.

 

El mismo camino siguió Trans Coastal Supply, una compañía estadounidense exportadora de granos destilados secos de maíz (DDGs por sus siglas en inglés), que presentó una demanda por 41 millones de dólares, según la agencia de noticias Reuters.

 

“La motivación de Syngenta para introducir al mercado (estadounidense) el evento Viptera es la codicia”, indica la demanda presentada por Trans Coastal Supply. “Si esto no se detiene, Syngenta continuará destruyendo las exportaciones estadounidenses de maíz y DDGs a China”, añade.

 

Desde octubre del año pasado hasta abril de 2014 las autoridades chinas rechazaron embarques de maíz estadounidense por 1,45 millones de toneladas al detectar la presencia de un evento de Syngenta (MIR 162) que no fue autorizado en la nación asiática, según un informe elaborado por The National Grain and Feed Association. El bloqueo chino también afecta a las exportaciones estadounidense de granos destilados de maíz (subproducto de la industria del etanol).

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *