26 de septiembre de 2014 10:19 AM
Imprimir

El Proyecto 2.000 toros estadounidense permitirá a los productores mejorar sus evaluaciones genéticas

Científicos europeos también trabajan en un proyecto similar llamado Genoma de 1.000 toros

Investigadores estadounidenses están estudiando métodos para ayudar a los productores de vacuno a mejorar sus evaluciones genéticas con medidas rutinarias como el crecimiento y la facilidad de parto. También están estudiando importantes factores económicos como la eficiencia alimentaria y la resistencia a enfermedades que son caros o difíciles de medir.  

 

En 2007, un equipo del Servicio de Investigación Agrícola de EE. UU. (ARS)  comenzó el Proyecto 2.000 toros para estudiar la relación entre la variación genómica y los factores económicos en 16 razas de ganado vacuno, según publica el ARS en su página web.

 

Los científicos han trabajado con las asociaciones de ganaderos de vacuno estadounidenses para obtener los perfiles genómicos de 2.000 toros de estas 16 razas y así promover el desarrollo de predicciones genómicas. Para cada raza, el proyecto proporciona el primer set sustancial de genotipos de alta densidad, que se utilizan por las aociaciones de criadores como un punto de partida para incorporar los datos en sus programas de mejora genética.

 

El crecimiento es una caracterísitca que se puede medir de forma fácil y rutinaria y que se relaciona con el consumo de alimento, pero la eficiencia alimentaria de una animal (cuánto alimento necesita para producir una unidad de crecimiento) es un carácter más importante económicamente para los productores; sin embargo, el consumo de alimento individual no es práctico de medir en un gran número de animales. En lugar de ello, un enfoque más factible sería utilizar estudios realizados sobre poblaciones para desarrollar predicciones genómicas para caracterers como el consumo individual, la resistencia a enfermedades y la terneza de la carne, que son características caras o difíciles de medir.

 

Los cientítficos han evaluado miles de cabezas de ganado vacuno para estos caracteres, y se han genotipado alrededor de 15.000. Su objetivo esidentificar las regiones del genoma que afectan a estos caracteres para mejorar la precisión de los test genómicos disponibles para los productores.

 

Además, se han centrado en identificar la variación de la secuencia de ADN que afecta a las funciones de los genes para ayudar a predecir los rasgos importantes. Esta técnica podría utilizarse para identificar marcadores genéticos predictivos de la terneza de la carne. 

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *