2 de octubre de 2014 14:53 PM
Imprimir

Cerró la cosecha de yerba mate y vuelven a prorrogar el precio

CompartiremailFacebookTwitterEl Directorio del Instituto Nacional de la Yerba Mate (Inym) resolvió ayer a prorrogar, una vez más, hasta el 15 de octubre, con carácter extraordinario, el plazo establecido para determinar los nuevos valores de la hoja verde y de la yerba canchada para el período comprendido entre el 1 de octubre de 2014 y el […]
El Directorio del Instituto Nacional de la Yerba Mate (Inym) resolvió ayer a prorrogar, una vez más, hasta el 15 de octubre, con carácter extraordinario, el plazo establecido para determinar los nuevos valores de la hoja verde y de la yerba canchada para el período comprendido entre el 1 de octubre de 2014 y el 31 de marzo de 2015.

La nueva prórroga coincide con la finalización de la cosecha gruesa y según explicaron, dicha extensión, se debe a un pedido de los funcionarios nacionales. Y es que Augusto Costa, secretario de Comercio, se reunirá en breve con los elaboradores y las cadenas de comercialización para acordar un valor para la yerba mate a salida de molino.

Con dicho precio, los directores del Inym podrán definir un nuevo valor tanto para el kilo de hoja verde como de canchada y si finalmente no hay acuerdo se pasaría al laudo nacional, explicó ayer Esteban Friedlmeier representante por Corrientes dentro del Inym.

“En realidad cumplimos con la formalidad al reunirnos ya que Comercio convocará a las cadenas de elaboración y elaboradores para consensuar un valor. Se va a esperar ese encuentro a pedido de funcionarios nacionales de la cartera que dirige Costa”, añadió.

Señaló que si de esa reunión surge un valor se podrá volver a discutir los precios dentro del Inym. “Si hay un valor y si se consigue la unanimidad se podrá definir el precio de lo contrario se pasará al laudo”, dijo Friedlmeier.

Sobre el cierre de la cosecha gruesa, “oficialmente se cierra hoy (por ayer) pero habrá un flexibilización hasta el viernes para que los productores concluyan sus labores debido a las inclemencias del tiempo”, dijo el representante por Corrientes.

La decisión de extender el período para fijar el precio de la materia prima se tomó, entre otras razones, teniendo en cuenta “la reunión del día 19 de septiembre con el secretario de Comercio Interior de la Nación, Augusto Costa, y su equipo técnico, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, donde se ha analizado y decidido respecto a la conveniencia de prorrogar la sesión de precios hasta tanto se determinen las nuevas actualizaciones periódicas de los precios de la yerba mate a fin de contar con datos precisos que posibiliten el acuerdo”, se explicó en la resolución emanada ayer desde el Inym.

Cabe recordar que la Ley Yerbatera 25.564 establece que los valores deben ser fijados por acuerdo unánime del Directorio de la institución, y en caso de no lograrse el mismo, deben ser definidos por la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación.

Los valores vigentes actualmente son 3,60 pesos el kilo de hoja verde, y 13,30 pesos el kilo de yerba mate canchada, en ambos casos puesto en secadero.

Nueva distinción
Por otro lado, desde dicho instituto se informó que se impulsa la obtención del sello de Indicación Geográfica para el producto. Ello, mediante un trabajo que vienen desarrollando el Inym y el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación.

“La idea es poder diferenciar y distinguir la Yerba Mate Argentina”, dijo la ingeniera agrónomo Natalia Gil, consultora del Ministerio de Agricultura de la Nación.

“Es una medida muy importante porque permite darle protección legal al nombre y permite diferenciarlo, por su cualidad y características (historia, factores naturales y factor humano), de las producciones de Brasil y Paraguay”, agregó la profesional.
Las Indicaciones Geográficas y Denominaciones de Origen son reconocimientos otorgados por Agricultura. Constituyen herramientas que permiten diferenciar y hacer distinguible la calidad de un producto vinculada con su origen geográfico.

En la Argentina, mediante la Ley Nº 25.380 y su modificatoria Nº 25.966 se creó el régimen legal para la protección y promoción de productos agrícolas y alimentarios que presentan características o cualidades diferenciales en razón de su origen geográfico, se informa en la web del Ministerio de Agricultura de la Nación.

 

Un trabajo histórico y geográfico
El trabajo para obtener el sello de Indicación Geográfica se inició a mediados del año pasado y se prevé culminar la primera etapa antes de diciembre. “En octubre comenzamos a trabajar con el vínculo histórico de la yerba mate argentina, con la delimitación geográfica y con entrevistas a profesionales del área. Ahora continuamos con delimitación geográfica y paneles de evaluación sensorial para diferenciar el producto argentino del paraguayo y Brasilero.

La idea es presentar a fin de año el formulario de registro en la Oficina de Indicación Geográfica y de Denominación en Origen del Ministerio de Agricultura”, detalló Natalia Gil.
 
“Son distintas etapas que se tienen que ir cumpliendo: primero un diagnóstico para ver el potencial o no de la Indicación Geográfica para un producto agrícola alimentario; luego se presenta el formulario de registro, se evalúa con los técnicos de Agricultura, se hace una auditoría y, en el caso de que cumpla con los requisitos, se le otorga el sello”, agregó.
 
El formulario de registro, “contiene los vínculos de la parte histórica, la delimitación geográfica y las prácticas en campo y de elaboración que hacen a las características que dan singularidad a la yerba producida en el país”, concluyó.
Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *