10 de octubre de 2014 16:36 PM
Imprimir

Abrirán una pesquera en la cárcel de Rawson

CompartiremailFacebookTwitter La Unidad 6 de Rawson es considerada una de las cárceles de máxima seguridad del país y tras el fallido intento del ex titular del Servicio Penitenciario Federal (SPF), Víctor Hortel, estrechamente vinculado a Vatayón Militante y La Cámpora, que había propuesto que los presos salgan a pescar y pretendía que el Consejo Federal Pesquero […]

 La Unidad 6 de Rawson es considerada una de las cárceles de máxima seguridad del país y tras el fallido intento del ex titular del Servicio Penitenciario Federal (SPF), Víctor Hortel, estrechamente vinculado a Vatayón Militante y La Cámpora, que había propuesto que los presos salgan a pescar y pretendía que el Consejo Federal Pesquero le concediera un permiso de pesca, ahora un remozado proyecto está en marcha.

La U6 le alquilará un barco al marido de la intendente de Rawson, Rossana Artero; y luego se procesará la captura en la cárcel. Ricardo Carminati es un conocido empresario pesquero de Puerto Rawson que ahora les arrendará un barco para que la materia prima sea manufacturada paredes adentro de la penitenciaría.

El director de la unidad carcelaria de Rawson, Juan de la Cruz Céspedes, se lo confirmó a la radio capitalina FM Bahía Engaño. Anticipó que en poco tiempo el barco será votado al mar y luego empezará a pescar, al tiempo de indicar que el empresario tiene la obligación de llevar la producción a una planta que se encuentra dentro de la cárcel para que se utilice la mano de obra de los internos, indicó Céspedes.

“En muy poco tiempo el barco será botado y va a empezar a funcionar esa unidad pesquera, novedosa si se quiere, porque si bien acá ya hubo un barco, creo hace 40 años atrás cuando era navegable el Río Chubut, la Unidad Penitenciaria tuvo un barco para el consumo propio de los internos”, relató Céspedes durante una charla con la prensa local en el marco de un proyecto denominado Cárcel Abierta donde se invitó a los medios y a diferentes entidades a visitar las instalaciones de la penitenciaría, donde mostró la planta de procesamiento que allí se dispuso.

“En esta ocasión se tratará de un barco nuevo que va a traer materia prima a una planta de procesamiento que acaba de ser construida dentro del penal, y va a dar trabajo a una gran cantidad de internos”, agregó el funcionario.

Céspedes precisó que entre los objetivos “además de trabajo lo que se le dará a los internos es capacitación, en primer lugar, se busca mantener ocupado al interno, y en segundo lugar, que aprenda un trabajo, porque hay que inculcarles esa cuestión del hábito del trabajo a quienes cumplen sus condenas aquí. Ese es el gran faltante que tiene el sistema, es decir, poder inculcarles la idea de que se deben ganar el sueldo como fruto de su trabajo”, puntualizó.

“Hay un empresario pesquero que se interesó en el alquiler de su barco y ya hay un contrato hecho entre el dueño del barco y el Servicio Penitenciario Federal, donde se establece que la producción del buque será destinada para su procesamiento en la planta que ha sido construida en la U6”, agregó. Se trata de Ricardo Carminati, quien es el marino de la Intendente de la ciudad quien proveerá el barco y la mano de obra a bordo.

“El empresario alquila la embarcación al servicio penitenciario y el recurso pesquero es capturado por empleados de esa empresa, no va haber internos haciendo las veces de marineros. Los internos no saldrán a pescar, sino que al arribo de la materia prima harán el procesamiento en la planta ubicada dentro de la Unidad”, aclaró el Director de la cárcel.

Además, contó que “se trata de un barco de pesca artesanal y el contrato establece que tendrá la obligación de traer la mercadería a la Unidad, y acá se hará la selección, procesamiento y el embalaje; una parte será destinada a la venta, mientras que otra parte del pescado quedará para el consumo de los internos”. Sobre los canales de comercialización sostuvo que “en Buenos Aires hay un ente cooperador que es el que se encarga de comprar las herramientas y pagarles un sueldo a los internos”. “Se han readecuado las instalaciones con todo equipamiento nuevo. Es una planta nueva, moderna y adecuada a los tiempos para que el interno trabaje igual que en la vida en libertad”, sugirió sobre el novedoso proyecto que se aprestan a implementar en la capital chubutense.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *