13 de octubre de 2014 12:01 PM
Imprimir

La Justicia Federal paró la matanza de 155 vacas

Un recurso de amparo impidió la matanza de animales que había dispuesto la Senasa. Falta resolver la cuestión de fondo

La jueza federal de Viedma le puso un poco de racionalidad a un conflicto entre particulares. La semana que termina fue intensa y, por ahora, las 155 vacas en controversia seguirán en los corrales de Fridevi hasta que haya una decisión final.

La jueza federal hizo lugar al recurso de amparo interpuesto, a los efectos de detener lo que podría determinarse como un exterminio de animales que pretendía llevar adelante la Senasa.
Uno de los puntos fuertemente valorados por la Justicia fueron los análisis de sangrado que fueron aportados a la causa donde surge que la hacienda no representa ningún riesgo sanitario, por ende se trata de no incurrir en medidas que impidan la recuperación del stock de madres perdido durante los años de sequía anteriores, y de no cometer un matanza injustificada. Asimismo, la parte involucrada aportó la documentación en la que se registra la vacunación contra la brucelosis con la firma del profesional interviniente e intervención previa de la Senasa.

Se valoró también que se trata de vacas mayoritariamente preñadas y terneros, en muchos casos nacidos recientemente.

 

Preocupación
También el recurso de amparo al que se hizo lugar señala una clara posición de la jueza que ordenó la provisión de agua y alimento para los animales debido al debilitamiento observado luego de estar en situación de encierro y hambruna durante toda la semana en los corrales en los que Senasa ordenó disponer “la detención“ de las vacas.
Por otra parte, las autoridades de ganadería de la Provincia mostraron su preocupación en todo momento y, durante la semana que transcurrió, se interesaron en el tema para evitar la matanza que se pretendía llevar adelante.

 

 

Se impone el absurdo
Cuando la preocupación es cómo repoblar los campos y generar ingresos para la región, pretender matar 155 animales suena a absurdo. Mucho más cuando la región tiene un logro histórico de ser zona libre de vacunación contra la aftosa. Si quienes manejan la sanidad animal toman estas decisiones, estamos en problemas

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *