14 de octubre de 2014 00:49 AM
Imprimir

Estados Unidos confirmó la súper cosecha de maíz y soja

Con los datos publicados elviernes pasado, Estados Unidos termino por confirmar que en noviembre ingresaran al mercado cerca de 500 millones de toneladas entre soja y maíz. Esto no hace más que planchar los valores actuales de ambos commodities hasta marzo de 2015.

El Departamento de Agricultura del país norteamericano (USDA, por sus siglas en inglés) señaló que se levantarán 107 y 366 millones de toneladas por la soja y maíz, respectivamente. Si bien la mejora se ubicó por debajo del uno por ciento, y a la vez de las expectativas de los operadores que esperaban mayores volúmenes, es un hecho que habrá más granos para la demanda. Lo cierto que al ver Chicago, este cerró con una caída del 2% para el poroto y 3% en el maíz.

Desde Agripac, su director Pablo Adreani, advirtió que el USDA no hizo más que convalidar las bajas lo que “podría ser el piso del mercado que marcara la tendencia de los precios del último trimestre del año y del primer semestre de 2015”.

Hoy la oleaginosa cotiza a u$s339 la tonelada, hace un mes se pagaba en 362 dólares, la baja fue del 6,5%, mientras que en la relación anual el retroceso es del 30 por ciento.

La noticia no es alentadora para la Argentina. Los operadores en Chicago, estiman que si la campaña Sudamericana de soja no tiene ningún evento climático desafortunado, el precio para la plaza local rondara los u$s200 la tonelada.

Se anticipa así ingresos de divisas en torno de los u$s22.000 millones similares a lo recaudado hace cuatro años. En la plaza externa, el valor será de 300 dólares. Empieza así un ciclo de commodities agrícolas con precios bajos para los próximos dos años. Todo esto lleva a ver valores en el mercado similares a 2007, y todo indica que seguirá por los menos hasta el 2016. “Los precios han bajado y sobre esta presión van seguir así por unos cuantos años”, adelantó el analista de granos senior del Departamento de Agricultura de los EE.UU. (USDA, por sus siglas en inglés), William Chambers durante el seminario de Agrotendencias.

Por lo pronto quedan cerca de 23 millones de toneladas de soja sin vender de la campaña pasada.

Desde ya que las bajas son el motivo primordial de la no comercialización y por otro lado, la espera de una devaluación (que por ahora no llega), limitan las ventas. El productor especulo con una suba en julio, pero éste nunca llego y hoy se encuentra cubriendo sus gastos de siembra con créditos bancarios, postergación de pagos en insumos y con aprovechar la alzas mínimas.

BRASIL Y ARGENTINA

De ahora en más todos mirarán a la región. Para el ciclo 2014/2015 se espera que Brasil y Argentina, produzcan más porotos. Pero de esto no se sabrá sino hasta marzo próximo. Este dato presionara a que los valores de la oleaginosa se mantengan estables aunque no se descartan variables especulativas que permitan algunas alzas. Un dato no menor. China, comenzó a mermar la importación.

Raro cuando la soja presenta una baja de u$s150 respecto de 2013. Se entiende entonces que esperaran a que llegue la supercosecha de la región. Este puede ser un factor que impulse más a la baja del poroto.

Pero para que todo esto sea creíble, falta mucho. Y el clima juega en el un papel fundamental.

“Hoy tenemos un Niño instalado que dará entre noviembre y marzo un 80% de probabilidades de lluvias por arriba de lo normal.

Eso es fantástico para cultivos como maíz y soja en el sudeste sudamericano”, destacó el experto en ciencias de la atmósfera, José Luis Aiello. En resumen, si todo funciona a nivel meteorológico, habrá más stock para abastecer una demanda que hasta hace poco no podía ser cubierta.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *