21 de octubre de 2014 16:55 PM
Imprimir

Agro de Argentina enfrenta las peores perspectivas en 2015, afirma consultora

El agro es el sector en Argentina que enfrenta las peores perspectivas para 2015, año que se pronostica será con "economía en baja y con alta inflación", informó hoy la consultora privada Abeceb

El agro es el sector en Argentina que enfrenta las peores perspectivas para 2015, año que se pronostica será con “economía en baja y con alta inflación”, informó hoy la consultora privada Abeceb.

Abeceb, que periódicamente emite reporte con las perspectivas económicas de corto, mediano y largo plazo en el país sudamericano, reconoce, sin embargo, que el sector agropecuario contará con una buena cosecha de soja y una mayor área sembrada de trigo en 2015, no obstante registrará una fuerte caída en la producción de maíz.

“Los precios (sectoriales) continuarán con una tendencia a la baja”, pero esa situación externa “se combinará con una brecha cambiaria (muy amplia entre el valor del dólar estadounidense en el mercado oficial y en el informal) y mayores costos”, lo cual tendrá un impacto en la rentabilidad del productor, indicó la consultora.

El estudio puntualiza también que dicho panorama se verificará dentro de una caída general del Producto Interno Bruto (PIB) de 1,2 por ciento, según las estimaciones.

El agro, según Abeceb, caerá 9,7 por ciento, por lo tanto “es el sector que presenta el panorama más crítico para 2015, mientras que la industria exhibirá un leve repunte de 0,8 por ciento, explicado fundamentalmente como un rebote ante la magra base de comparación”, con el actual periodo.

En este pronóstico se toma como punto de partida un escenario en el que la economía contará con un eventual acuerdo con los fondos buitres en Nueva York durante el primer trimestre de 2015, pero sin otras modificaciones estructurales como el esquema de tarifas, las cuentas fiscales y las crecientes presiones sobre el Banco Central, indicó.

El director de Análisis Económico de la consultora, Mariano Lamothe, explicó que “ese panorama prevé una economía similar a la de 2014”, en la cual “se mantiene el deterioro progresivo”.

Con respecto a la industria, Lamothe estima que el sector cerrará el año en curso con una caída de 4 por ciento, como consecuencia de la reducción general en las ventas, el aumento en los costos, los menores márgenes de ingresos y un panorama internacional de demanda restringida.

“El sector automotriz despide 2014 con una caída de 22,5 por ciento respecto de los guarismos del año anterior, mientras que para 2015 se prevé una mejora de 3 por ciento que surge del rebote con los guarismos del ejercicio anterior”, subrayó.

Por su parte la siderurgia, que se expandió 2,5 este año, crecerá 1,2 por ciento en 2015 y “la producción de acero crece este año por la baja base de comparación, aunque los laminados comenzaron a sentir la caída de la actividad industrial y de la construcción, lo cual se suma a una reducción de exportaciones, con excepción de los tubos sin costura”, añadió.

Lamothe prevé que el consumo mundial no se recuperará en 2015 y que los precios continuarán con tendencia a la baja.

El sector de la “construcción cerrará 2014 con una baja de 3,4 por ciento por el aumento de costos, por la indefinición de precios vinculada con la profunda brecha cambiaria, la incertidumbre, las restricciones para la compra de dólares y la retracción en la obra pública, afirmó el analista.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *