29 de noviembre de 2014 11:15 AM
Imprimir

España aprueba la nueva norma sobre certificación veterinaria para exportar ganado

Se aplicará esde animales vivos a productos y busca reducir la carga administrativa

El Consejo de Ministros ha aprobado un Real Decreto que establece la nueva normativa del procedimiento y los requisitos de la certificación veterinaria oficial para la exportación. Según ha informado el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama) en un comunicado, para ello regula las condiciones que deben cumplir los establecimientos que intervienen en la exportación, así como las bases de datos y registros gestionados por el Ministerio.

 

También establece mecanismos de coordinación entre las autoridades competentes en la certificación veterinaria para la exportación. Para el Ministerio, el objetivo es reforzar las garantías sanitarias ofrecidas por el sistema de certificación veterinaria y reducir la carga administrativa que conlleva la obtención de los certificados con el uso de sistemas electrónicos de comunicación y la creación de una aplicación en línea para la gestión de la solicitud.

      La nueva regulación se aplicará a todos los productos para cuya exportación es necesaria -por exigencia del país de destino- la emisión de un certificado veterinario como animales vivos, productos de origen animal, para alimentación animal o zoosanitarios.

 

      Dentro de los mecanismos de coordinación, se crea la Comisión de certificación veterinaria para la exportación de mercancías, adscrita a la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición, y formada por representantes de la Administración central y de las Comunidades y ciudades autónomas.

 

     Sus funciones se centrarán en la coordinación de la actuación administrativa en el proceso de certificación y la promoción de medidas para la reducir la carga administrativa y acortar los plazos asociados al proceso de certificación, entre otros.

 

     El Magrama ha destacado que la nueva normativa consigue una reducción de los trámites a través del uso de tecnologías de la comunicación como el envío de documentación en formato electrónico, el uso de firma digital o la comunicación directa entre agentes certificadores y los Servicios de Inspección Veterinaria.

 

     “El objetivo es reducir los tiempos de tramitación, agilizar la obtención de certificados y reforzar las garantías sobre la veracidad y confidencialidad de la información”, ha indicado el Departamento.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *