13 de febrero de 2015 03:31 AM
Imprimir

Combaten la tucura

Técnicos de la Subsecretaría de Producción de la provincia de Neuquén recorrieron establecimientos en la zona de Aluminé y Junín de los Andes, para verificar la situación de la plaga y tomar muestras de las parcelas donde se aplicó controlador biológico.

Con el objetivo de evaluar el control de la tucura en los campos y realizar recomendaciones a los productores, técnicos de la subsecretaría de Producción se encuentran realizando visitas a distintos puntos de la provincia. Días atrás se trabajó en la zona de Aluminé, Loncopué y Junín de los Andes, en tanto que esta semana se está haciendo lo propio en Santo Tomás y el norte neuquino.

Tal como se hizo a fines del año pasado, cuando los tratamientos químicos eran los más efectivos, durante el mes de enero -en función de la evolución de la plaga que se encontraba en estado adulto- los técnicos recomendaron la aplicación del cebo tóxico. También recorrieron distintas zonas de la provincia, poniendo insumos a disposición de los productores.

En el marco de las acciones del Programa provincial de Control y Monitoreo de la Tucura, se realizaron visitas a Loncopué, Aluminé, Quilca y Junín de los Andes, recorriendo campos y tomando contacto con productores de campos privados y de tierras comunitarias. En todos los casos se remarcó la importancia de que, año a año, se realicen monitoreos tempranos, a fin de iniciar los tratamientos en tiempo y forma.

Durante esta semana estaba prevista la visita a Santo Tomás, continuando en el Norte, en Andacollo, Las Ovejas y Los Miches.

Controlador biológico

En las distintas visitas, además, se tomaron muestras de tucuras de las parcelas experimentales adonde se aplicó el controlador biológico Paranosema Locustae, en el marco de la incorporación con fines de evaluación científica de un método de control complementario al tratamiento químico.

Cabe recordar que la provincia logró en noviembre pasado la importación desde Estados Unidos de este producto para ensayo, aplicándose en 760 hectáreas en distintos puntos de la provincia.

Las muestras son enviadas al Centro Parasitológico de Vectores (Cepave), dependiente de la Universidad Nacional de la Plata, desde donde se brinda asesoría a la provincia acerca del modo de aplicación y seguimiento en el tiempo de la acción del controlador.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *