30 de marzo de 2015 15:15 PM
Imprimir

El arroz correntino, el más sano del mundo

La aper­tu­ra de co­se­cha de arroz re­a­li­za­da ha­cen dos dí­as en Pe­ru­go­rría fue una opor­tu­ni­dad pa­ra el en­cuen­tro de pro­duc­to­res, in­dus­tria­les y ex­por­ta­do­res del prin­ci­pal cul­ti­vo de la pro­vin­cia, y del sec­tor que se de­di­ca a pro­du­cir el 65% de las ex­por­ta­cio­nes que par­ten de la pro­vin­cia ha­cia el ex­te­rior.
La jor­na­da re­a­li­za­da en la es­tan­cia San Car­los, en Pa­ra­je Pal­mi­tas, con­tem­pló un pro­gra­ma en el que se in­tro­du­je­ron, co­mo en años an­te­rio­res, una se­rie de char­las téc­ni­cas y di­ser­ta­cio­nes de in­te­rés pa­ra quie­nes se de­di­can a la ac­ti­vi­dad.

En­tre los ora­do­res, se des­ta­có la di­ser­ta­ción del bra­si­le­ño Lu­cia­no Car­mo­na, quien se di­ri­gió al au­di­to­rio en un “por­tu­ñol” más que cla­ro, con pa­la­bras sen­ci­llas y con una ac­ti­tud mo­ti­va­do­ra que de­jó mu­cho pa­ra re­fle­xio­nar y la in­ten­ción de en­ca­rar los de­sa­fí­os que plan­tea la co­yun­tu­ra com­pli­ca­da que se ave­ci­na pa­ra quie­nes se de­di­can al cul­ti­vo.

A la ho­ra de ana­li­zar los de­sa­fí­os tec­no­ló­gi­cos que apa­re­cen pa­ra el sec­tor en es­ta par­te del mun­do, el es­pe­cia­lis­ta del FLAR re­mar­có po­si­ti­va­men­te la po­ten­cia­li­dad de los cam­pos co­rren­ti­nos pa­ra al­can­zar me­jo­res rin­des, y ca­li­fi­có al pro­duc­to pro­vin­cial co­mo “el más sa­no del mun­do”. Car­mo­na es quien in­tro­du­jo en es­ta re­gión el sis­te­ma pro­duc­ti­vo pa­ra el arroz co­no­ci­do co­mo MA­RA, un pro­gra­ma que bus­ca me­jo­rar los ren­di­mien­tos del cul­ti­vo a tra­vés de la apli­ca­ción de tec­no­lo­gía del co­no­ci­mien­to.

En su ex­po­si­ción, Car­mo­na re­cor­dó que el ren­di­mien­to ac­tual pro­me­dio por hec­tá­rea cul­ti­va­da en es­ta par­te de La­ti­no­a­me­ri­ca ron­da las 6.6 to­ne­la­das por hec­tá­re­a. En ba­se a los es­tu­dios y en­sa­yos prac­ti­ca­dos y que ya se vie­nen de­sa­rro­llan­do des­de ha­cen va­rios años en cam­pos co­rren­ti­nos, el po­ten­cial re­al es de 9.2 to­ne­la­das por hec­tá­re­a, en tan­to que el má­xi­mo po­ten­cial se ubi­ca­ría en las 11.5 to­ne­la­das por hec­tá­re­a.

“Hay una di­fe­ren­cia de al me­nos 2.6 to­ne­la­das por hec­tá­rea en el cam­po, es de­cir unos 600 dó­la­res, que se que­dan en el cam­po por de­fi­cien­cias en el ma­ne­jo”, re­su­mió el es­pe­cia­lis­ta. “Es un di­ne­ro que se de­ja de ga­nar só­lo por ine­fi­cien­cia en los pro­ce­sos de pro­duc­ción”, in­sis­tió.

Sin em­bar­go, aun­que re­co­no­ció que el apren­di­za­je y la im­ple­men­ta­ción de esos ma­ne­jos “es un pro­ce­so len­to”, se cen­tró en de­ta­llar en qué con­sis­ten los de­sa­fí­os que se de­be­rí­an plan­te­ar los pro­duc­to­res co­rren­ti­nos pa­ra acer­car es­tas bre­chas.

“In­cor­po­rar va­rie­da­des de ci­clo com­ple­to, me­jo­rar la res­pues­ta a ni­tró­ge­no, ele­gir aque­llas con al­to vi­gor ini­cial, con re­sis­ten­cia a las piry y al re­tra­so en las co­se­chas (es­to es lo más im­por­tan­te, por­que ha­ce per­der mu­cha pla­ta a los pro­duc­to­res), aliar la pro­duc­ti­vi­dad con la ca­li­dad, y eva­luar la ro­ta­ción de arroz con so­ja u otros cul­ti­vos, pe­ro so­bre to­do: in­ver­tir en pro­gra­mas es­pe­cí­fi­cos de trans­fe­ren­cia de tec­no­lo­gí­a”, fue­ron los con­se­jos apor­ta­dos por Car­mo­na.

“Es­ta zo­na tie­ne me­jo­res sue­ños que Bra­sil, exis­ten va­rie­da­des de arroz con al­to po­ten­cial, y tie­ne un fuer­te ac­ce­so al agua. Sin em­bar­go, el buen ma­ne­jo se apli­ca en el 50% de los cam­pos, mien­tras que en Bra­sil se lo apli­ca en el 70%”, com­pa­ró.

A la ho­ra de res­ca­tar las for­ta­le­zas pro­duc­ti­vas de es­ta re­gión arro­ce­ra, Car­mo­na ase­gu­ró que “el arroz co­rren­ti­no se des­ta­ca por su ca­li­dad, tie­ne una muy ba­ja in­ten­si­dad de uso de agro­quí­mi­cos, y eso lo con­vier­te en el arroz más sa­no del mun­do. Las me­jo­ras agro­pe­cua­rias lo­gra­rí­an un sal­to di­fe­ren­cial pa­ra com­pe­tir en el mer­ca­do pa­ra aque­llos que bus­can ca­li­dad”, sos­tu­vo en su ex­po­si­ción, en tan­to re­cor­dó la po­ten­cia­li­dad de ex­pan­sión en ba­se a la dis­po­ni­bi­li­dad de tie­rras irri­ga­das que po­see nues­tra pro­vin­cia en un con­tex­to in­ter­na­cio­nal.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *