29 de abril de 2015 00:23 AM
Imprimir

Se hará un nuevo censo de vicuñas

Registrarán el crecimiento de la población silvestre en Santa Victoria, Iruya y Los Andes. La legislación nacional no ayuda al armado de nuevos criaderos.La semana que viene comenzará un nuevo censo de vicuñas silvestres en Santa Victoria, Iruya y Los Andes, algunos de los departamentos de la provincia donde existen estos ejemplares. Según datos de […]

Registrarán el crecimiento de la población silvestre en Santa Victoria, Iruya y Los Andes. La legislación nacional no ayuda al armado de nuevos criaderos.La semana que viene comenzará un nuevo censo de vicuñas silvestres en Santa Victoria, Iruya y Los Andes, algunos de los departamentos de la provincia donde existen estos ejemplares.

Según datos de 2006, existían en ese momento unos 25.000 ejemplares y en 2013 se determinó que la población era de cerca de 30.000, lo que significa un buen número, según Raquel Figueroa de la Secretaría de Ambiente.

La bióloga informó que la forma de tomar un muestreo es bastante complicada. “Se determinan al azar transectas, o sectores de unos cinco kilómetros, en las cuales se cuentan los ejemplares 1.500 metros para cada lado. Así obtenemos un número bastante aproximado del total de animales existentes en toda la zona”, describió.

Los técnicos adelantaron que prevén concluir su trabajo a finales de mayo. “La idea es demostrar los buenos resultados de la provincia en la materia para que Nación nos apruebe la intención de participar de la reunión regional sobre vicuñas que se desarrollará en julio en Chile”, agregó Figueroa.

La vicuña es, dentro de la variedad de camélidos sudamericanos, la más fina por su lana y, por eso mismo, la más codiciada. Un animal de criadero solo puede ser esquilado cada dos año y cuando llega a adulto.


De cada ejemplar se extraen unos 200 gramos promedio de bellón, lo que explica su alto precio en el mercado.

En Salta existen solo dos criaderos de vicuñas, uno en Santa Rosa de los Pastos Grandes y otro en Molinos.
En esos establecimientos se producen las esquilas normalmente en noviembre, que son fiscalizadas por personal de Ambiente, como la licenciada Figueroa.

Al respecto la bióloga explicó que la legislación actual no permite el tránsito de animales de la especie por ser protegida y considerada en peligro de extinción.

Los criaderos son pocos
“Esto dificulta enormemente el establecimiento de nuevos criaderos. Hay que esperar que desde la Nación se autorice el traslado de animales de una provincia a otra”, explicó.

Y como en el establecimiento de Molinos hubo problemas de endogamia en los últimos tiempos, la introducción de vicuñas de Catamarca sería la solución, pero los criadores hace meses que están esperando la autorización respectiva, sin éxito”, dijo.

En una primera instancia la comitiva recorrerá la zona oeste del departamento Los Andes, en cercanías de Tolar Grande y el volcán Llullaillaco; posteriormente se cubrirá la zona este, en alrededores de San Antonio de los Cobres, Cauchari y Arita. Por último, se relevarán los departamentos de Santa Victoria e Iruya.

El objetivo del estudio es conocer la distribución y la abundancia actual de las vicuñas para diseñar o mejorar estrategias de manejo orientadas a asegurar tanto la conservación de la especie como la sustentabilidad de su uso.

 

Actualmente no está permitido el aprovechamiento de los ejemplares silvestres

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *