27 de junio de 2015 00:45 AM
Imprimir

La UE sanciona a Rusia, Putin veta a Europa y los agricultores siguen esperando una salida

Clamor unánime del sector hortofrutícola para que la CE amplíe las medidas de apoyo

La decisión del presidente de Putin de ampliar un año el veto contra los productos perecederos europeos ha encendido al sector hortofrutícola no sólo contra el presidente ruso sino especialmente contra la propia Unión Europea, ya que no entienden con qué rapidez aprueban sanciones contra Rusia y de qué manera más pausada afronta los daños que está haciendo al sector. Nadie critica si son justas o no estas sanciones europeas, pero sí reclaman unánimemente que desde la CE se apruebe de forma urgente una ampliación de las ayudas a las frutas y hortalizas, que finalizan este 30 de junio sin que se hayan posicionado oficialmente sobre su ampliación. El sector teme cómo de nuevo verán volver a caer sus precios por los efectos del veto ruso sin que nadie ponga medidas tanto para remediarlo como para compensarlo.

     Ante el cierre del mercado ruso durante todo el verano (un año entero) y habiendo comprobado que queda presupuesto vacante dentro del inicialmente asignado al sector, Cooperativas Agro-alimentarias de España ya ha pedido a la Comisión la prórroga de las retiradas excepcionales y la inclusión de la fruta de verano, actualmente excluida del reglamento, de manera inmediata y con carácter preventivo, sin depender de que se produzca una desestabilización grave de precios.

 

 

Cooperativas aboga por prevenir antes que curar

     A juicio de Cooperativas Agro-alimentarias de España “prevenir” una crisis es más efectivo que “curarla” y porque una decisión de la Administración en ese sentido reduciría la incertidumbre y la especulación que crece por días en el sector. En ese sentido, recordamos cómo, en el verano 2014, el  reglamento delegado, teóricamente válido pero promulgado en agosto, tuvo escaso impacto y fue utilizado muy limitadamente, al ser de aplicación solo al final de la campaña de fruta de hueso.

     Dado que el cierre al sector hortofrutícola de su primer mercado de exportación no comunitario es debida a los daños colaterales de las decisiones geopolíticas de la Comisión, el sector volvió a demandar que las instituciones comunitarias se responsabilicen de sus decisiones y, para ello, decreten urgentemente  la ampliación de las medidas excepcionales para que atiendan suficientemente y a tiempo a los productos que están en campaña o entrarán en los próximos meses. 

 

 

Unión de Uniones ve injustificado que la Comisión Europea no active las medidas

    Port su parte, Unión de Uniones reclama a la Comisión Europea que active ya las medidas previstas por la Organización Común de Mercado (OCM) de frutas y hortalizas en situaciones graves de perturbación del mercado. El año pasado, el anuncio a principios de agosto del veto ruso a las importaciones de la Unión Europea agravó la crisis de precios que ya sufría el sector del melocotón y la nectarina, y provocó la crisis de precios en manzana al inundarse el mercado europeo de manzana polaca que tenía como principal destino Rusia.

     La Unión de Uniones trasladó hace justo una semana, en una reunión en Bruselas a Leandro Mas Pons, de la Dirección General de Agricultura y Desarrollo Rural, Unidad del Aceite de Oliva y Productos Hortofrutícolas de la Comisión Europea, que la organización seguirá trabajando para que este organismo se decida a aplicar las medidas de la OCM, previstas para situaciones de perturbación de mercado.

    En el caso de los sectores afectados por el veto ruso, como la manzana, Unión de Uniones apuesta por suspender temporalmente las importaciones de manzana provenientes de países terceros, restituciones a las exportaciones para facilitar la apertura de nuevos mercados y una nueva autorización para retirar producto del mercado sin comprometer los programas operativos de las organizaciones de productores y que debería incluir incrementar el producto a retirar para distribución gratuita del 5% al 10%.

También la cuota a retirar por parte Gobierno de España debería incrementarse, ya que las 8.700 toneladas otorgadas por la CE el año pasado para retirar manzana y pera se han mostrado claramente insuficientes para paliar los efectos del veto ruso en el precio de la manzana.

 

 

ASAJA lo ve como una “malisima” noticia

     La organización profesional agraria ASAJA Murcia ha valorado como “malísima noticia” la ampliación del veto ruso a las frutas y hortalizas. Según ha explicado el Secretario General de ASAJA Murcia, Alfonso Gálvez Caravaca., “esta decisión supone un gran varapalo para nuestro sector hortofrutícola, y con la misma Putin responde a la extensión de las sanciones económicas que la UE ha impuesto a Rusia por un periodo de 6 meses. Es evidente que, esta ampliación del veto va a perjudicar gravemente a los productores de fruta y también para la de cítricos, lo que va a traer unas pérdidas económicas muy importantes”.

    El titular de ASAJA Murcia ha señalado también que “es vital que se apruebe la extensión de las medidas excepcionales de gestión de crisis en el sector de frutas y hortalizas tras la decisión de Rusia de continuar con el veto, ya que las medidas aprobadas anteriormente por la UE para los productores afectados por el veto ruso consistían en ayudas para retiradas muy inferiores a los costes de producción, y las mismas el 30 de junio y no incluyen en su ámbito de aplicación la fruta de verano”.

    Dentro del mismo contexto, Gálvez Caravaca ha indicado que “la decisión de Putin es una gran irresponsabilidad que va a perjudicar gravemente al sector hortofrutícola y ahora más que nunca es cuando la UE tiene que actuar para evitar estos bloqueos mafiosos que hacen mucho daño a nuestro sector”.

 

 

Clara Aguilera pide que se prorroguen urgentemente las ayudas

    También la vicepresidenta de la comisión de Agricultura del Parlamento Europeo, Clara Aguilera, ha pedido que se prorroguen urgentemente las medidas compensatorias del Reglamento Delegado 1031/2014. La eurodiputada socialista ha manifestado que “quedan 4 días para que finalice el reglamento de medidas excepcionales, y si no se toman decisiones urgentemente, puede ser fatal para los agricultores españoles, sobre todo para los productores de la fruta de hueso que serían los más perjudicados”.

     Por ello, ha subrayado que “los socialistas en la Eurocámara hemos pedido al presidente de la comisión de Agricultura, Czeslaw Adam Siekierski, que en la próxima reunión (15 y 16 de julio) de debata esta cuestión con urgencia”. “La prórroga es necesaria para la fruta de hueso ya que España es el primer país que comienza la campaña y si las medidas se retrasan unos meses, ya será tarde”.

    Asimismo, Clara Aguilera se ha comprometido con la Confederación de Cooperativas Agroalimentarias a hacer todo lo posible para solucionar el problema. “Los agricultores están indefensos, son los más perjudicados y necesitan nuestro respaldo”, ha concluido.

 

 

Copa-Cogeca cree que los agricultores no pueden ser las víctimas de una guerra política

     El Secretario General deCopa-Cogeca, Pekka Pesonen, ha advertido de que los “productores de frutas y hortalizas de la UE y de sus cooperativas han sido duramente golpeados por la crisis sin precedentes causada por la prohibición rusa de las exportaciones de frutas y hortalizas de la UE. La temporada de fruta de verano de la UE acaba de empezar y este anuncio por el presidente Putin corre el riesgo de provocar una gran caída en los precios pagados a los productores, a menos que se tomen medidas. Una repetición de lo que ocurrió la temporada pasada cuando los precios de producción estaban por debajo de los costos de producción de la mayor parte de la temporada no puede volver a suceder. Ya hemos visto los precios de los productores de melocotones y nectarinas caída de 20 centavos de dólar por kilo en algunas regiones en las últimas semanas y se deben tomar medidas para evitar que esto se agrave. Frutas de verano son muy perecederos por lo que es más difícil de encontrar destinos de exportación alternativos “.

   “Los productores están muy preocupados por la situación que es el resultado de una disputa política y que ellos son las víctimas de. No deben tener no pagar por los consquences de la misma. Se requiere una acción urgente para ayudar a estabilizar el mercado y evitar interrupciones” , subrayó.

Fuente:

Publicidad