16 de octubre de 2015 11:21 AM
Imprimir

La FAA lanza una campaña en defensa del uso propio de semillas

Se inicia este viernes en el marco del Día de Acción Global por la Soberanía Alimentaria. El 5 de noviembre realizarán acción en Capital.
Comienza el 16 de octubre en el marco del Día de Acción Global por la Soberanía Alimentaria y el 5 de noviembre se promoverá una acción en la ciudad de Buenos Aires. Se reclama respeto por la legislación vigente y acceso a tecnología sin sometimiento, en materia de semillas. 
 
En el marco del Día Global de la Acción por la Soberanía Alimentaria, que se celebra este 16 de octubre, la Federación  Agraria Argentina lanzó una Campaña de Difusión para denunciar a las empresas de biotecnología vegetal, que pretenden instalar un sistema de patentes, limitando el derecho de los agricultores al uso propio, e imponiendo condiciones para la venta de los alimentos. Además, desde FAA se anticipó que el próximo 5 de noviembre se organizará una acción en la ciudad de Buenos Aires.
 
“Los productores no estamos dispuestos a convertirnos en mano de obra barata y tercerizada de multinacional alguna. No tenemos por qué tolerar que patenten nuestros saberes, nuestro oficio de agricultores, nuestros suelos, ni la soberanía productiva y comercial de nuestro país”, aseguraron desde la Comisión de Semillas de la entidad.
 
Entre tanto, desde FAA se anunció que la Campaña de Difusión servirá para advertir sobre las consecuencias que podría traer el hecho de otorgar el manejo de las cadenas productivas a firmas que ejerzan un abuso de posición dominante, por sobre las cooperativas, los acopios y los productores.
 
Desde la Comisión de Semillas federada exigieron al Estado nacional que “regule las cláusulas de los convenios con los que pretende avanzar Monsanto. Al tiempo que solicitamos que se adopten medidas para priorizar la soberanía argentina. Se debe fortalecer al INASE y garantizar los derechos de los agricultores, sean reconocidos en la legislación vigente”.
 
Desde la entidad que conduce Omar Príncipe indicaron remarcaron que “la tecnología es liberadora, siempre que sirva para brindar mayor autonomía. De lo contrario, no conduce más que al sometimiento. Creemos que ninguna excusa será suficiente cuando se haya avanzado en patentar nuestra biodiversidad o los alimentos que producimos los agricultores, los campesinos e indígenas, incluso nuestros saberes históricos”.
Fuente:

Publicidad