31 de octubre de 2015 11:09 AM
Imprimir

Argentina apenas pudo proveer un 16% de la carne importada por Chile

Paraguay y Brasil lideran en ese mercado.

La pérdida de competitividad de la industria cárnica argentina es tan grave que ni siquiera puede competir en su propio barrio: en lo que va del presente año apenas un 16% de la carne vacuna importada por Chile es de origen argento.

 

Este año Paraguay recuperó el liderazgo en el mercado trasandino: en los primeros nueve meses de 2015, según datos publicados por la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (Odepa), un 41.2% de la carne ingresada a Chile es guaraní (46.491 toneladas a un promedio CIF de 5213 u$s/tonelada).

 

El segundo y tercer lugar del ranking fue para Brasil con una participación del 34.4% (38.818 toneladas a un promedio de 5088 u$s/tonelada) y Argentina con 18.046 toneladas a un valor promedio de 5453 u$s/tonelada.

Los paraguayos llegaron a acaparar el 60% del mercado chileno en 2010. Pero en septiembre de 2011, a partir de la aparición de un brote de aftosa, los frigoríficos guaraníes ya no pudieron enviar cortes frescos bovinos a ese mercado. Y en poco tiempo el liderazgo pasó a manos brasileñas.

 

A comienzos de 2013 Paraguay volvió al mercado chileno. Pero con un volumen muy limitado porque las autoridades sanitarias trasandinas habilitaron el ingreso de carne vacuna proveniente de muy pocos frigoríficos. Recién en julio de 2013 abrieron completamente las importaciones provenientes de Paraguay.

 

En el presente mes de octubre la filial paraguaya la corporación brasileña JBS comenzó a construir un megafrigorífico en la zona de Belén que tendrá una capacidad de faena de 1200 cabezas diarias. “Con esta planta vamos a acelerar para que en el 2018 Paraguay pueda consolidarse como quinto exportador de carne vacuna”, aseguró recientemente el presidente de la Cámara Paraguay de la Carne (CPC) Korni Pauls (actualmente ocupa el sexto puesto en el ranking mundial detrás de Nueva Zelanda.

 

La industria cárnica argentina, a pesar de la mayor proximidad geográfica, sigue fuera de competencia en el mercado chileno a causa del derecho de exportación del 15% vigente sobre el valor FOB de los cortes frescos bovinos, la cuotificación discrecional de exportaciones realizada por el gobierno (por medio de los “ROE rojo”), elevados costos de fletes y el creciente retraso del tipo de cambio

Fuente:

Publicidad