11 de julio de 2011 10:20 AM
Imprimir

Con aporte platense logran descifrar genoma de la papa

La Universidad Nacional de La Plata participó de un desarrollo científico a nivel internacional que promete revolucionar la producción de uno de los alimentos de mayor consumo a nivel mundial.

Tras más de cinco años de investigaciones, un consorcio formado por varias instituciones académicas -entre ellas la UNLP-, de 16 países, logró descifrar el genoma de la papa. Con el descubrimiento será posible desarrollar nuevas variedades más resistentes a enfermedades, o con mejor valor nutricional. Además, se podrá disminuir el plazo de 10 a 12 años actualmente necesario para obtener nuevas variedades.

"Conocer el genoma de la papa ayudará a los científicos de todo el mundo en el mejoramiento de la productividad, la calidad, el valor nutricional y la resistencia a los diferentes patógenos", aseguró el investigador platense, Luis Diambra, miembro del Laboratorio de Biología de Sistemas del Centro Regional de Estudios Genómicos (CREG) de la UNLP, quien participó del proyecto para descifrar el genoma de la papa.

La noticia fue dada a conocer recientemente por el Consorcio Internacional de Secuenciación de la Papa, que anunció la finalización del secuenciación del genoma.

CONTRIBUCION

Argentina, como miembro del consorcio, contribuyó con la secuenciación parcial del cromosoma 3, la secuencia completa de las organelas y en la construcción de un mapa genético que identifica la localización de todos los fragmentos secuenciados por los socios del consorcio. Diambra trabajó en estas etapas de la investigación junto a otros tres colegas del INTA Balcarce, dirigidos por el Doctor Sergio Feingold.

El doctor en Física de la UNLP e investigador del CONICET explicó que "el genoma es una secuencia lineal de 4 tipos diferentes de nucleótidos -representados por las letras A (adenina), T (timina), C (citosina), y G (guanina), donde se almacena toda la información de cómo cada organismo debe funcionar y responder a los diferentes estímulos. La obtención del orden de estos nucleótidos es lo que se llama secuenciación".

Diambra especificó además que "en el caso de la genoma papa, está organizado en 12 cromosomas y se estima que posee 840 millones de pares de nucleótidos, lo que equivale aproximadamente a una cuarta parte del genoma humano". El aporte argentino se centró en obtener la secuencia de letras de una parte del cromosoma 3.

NUEVOS DESAFIOS

Para el especialista del CREG el reciente descubrimiento es "el punto partida para muchas preguntas científicas acerca de la evolución y funcionamiento de la papa; abre las puertas a nuevos desafíos biotecnológicos y así acelerar los programas de mejoramiento genético".

Las investigaciones en Argentina contaron con el apoyo financiero del INTA y del CONICET; además fondos provenientes del Programa Cooperativo para el Desarrollo Tecnológico Agroalimentario y Agroindustrial del Cono Sur (PROCISUR), y de la Organización de Estados Americanos (OEA).

El Consorcio Internacional de Secuenciación de la Papa comenzó sus investigaciones en 2006. Está conformado por formado por varias instituciones académicas de 16 países, entre ellos: Argentina, Brasil, China, Chile, India, Irlanda, Holanda, Nueva Zelanda, Perú, Polonia, Rusia, Inglaterra y estados Unidos.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *