13 de abril de 2016 14:36 PM
Imprimir

Senadores debaten sobre obligatoriedad de la vacuna contra el carbunclo

El carbunclo bacteriano o Ánthrax, es una enfermedad aguda o sobreaguda, cuya cepa puede durar en el suelo de 40 a 50 años y se activa en condiciones de humedad y calor. La comisión de Producción de Senado analiza un proyecto.

Esta mañana, los Senadores de la Comisión de Producción no pudieron reunirse con el Ministro de Producción tal como estaba previsto, debido a que el mismo debió viajar a Buenos Aires para recibir de Nación la ayuda por inundaciones correspondiente a su sector. Por ello, el encuentro previsto para este martes se realizará en 15 días y en la fecha los Senadores se avocaron al tratamiento de varios Proyectos como vacunación animal contra el carbunclo y ley de agroquímicos, entre otros. El encuentro de trabajo fue presidido por el Presidente de dicha Comisión, Senador Mario Torres, y contó además con la presencia de los senadores Aldo Ballestena, Angel Giano, Daniel Olano, Francisco Morchio, Nicolás Mattiauda y Miguel Piana.

 

 

 

Proyecto de Ley de Vacunación obligatoria contra Carbunclo o Anthrax

El Senador Aldo Ballestena pormenorizó la implicancia y objetivos del proyecto de ley que impulsa referido a vacunación contra carbunclo o anthrax, el cual tiene por objeto “instrumentar en el ámbito provincial la vacunación obligatoria anual profiláctica de todos los animales”, indicando en el mismo que se trata de “áreas sensibles endémicas” que permitirían “la iniciación de nuevos procedimientos de control contra ese mal que, año a año mata numerosos animales en la provincia”. El Senador por el departamento La Paz, señaló que “cuando ha existido un caso, es sumamente importante que la vacunación se repita a los 15 días para reforzar la inmunidad”, debido a que es altamente contagiosa, y si bien afecta principalmente a los animales rumiantes, también es transmisible a todos los mamíferos, incluido el hombre. Ocurre más comúnmente en los herbívoros, pero puede encontrarse en todos los animales de sangre caliente, incluyendo al hombre.

 

El carbunclo bacteriano o Carbunco o Ánthrax, es una enfermedad aguda o sobreaguda, cuya cepa puede durar en el suelo de 40 a 50 años y se activa en condiciones de humedad y calor; los casos de carbunclo bovino en el campo, se caracterizan por la Muerte Súbita (entre las 24 y 48 hs), con la presencia de su agente etiológico, el bacilo esporulado Bacillus anthracis en la sangre y líquidos corporales en la fase final de la enfermedad. Estas esporas pueden permanecer viables en la naturaleza durante décadas, en alimentos secos, subproductos animales como lanas y cueros, objetos contaminados y suelo, y cuando ingresan al organismo producen las toxinas responsables de la muerte de los animales. Por ello “es de suma importancia que los productores tomen conciencia de la temática”, e incorporen en el calendario profiláctico esta vacuna, que por otra parte tiene un costo sumamente bajo para el productor. No obstante la sensible reducción de brotes, el Carbunclo o Anthrax sigue presente en casi todos los países, y es la principal causa de mortalidad del ganado en el mundo.

 

Por último en relación a este tema hay que señalar que los brotes de carbunclo o ánthrax suelen asociarse a acontecimientos climáticos y meteorológicos particulares, como las lluvias abundantes, inundaciones y sequías. A pesar de la existencia de vacuna contra esta enfermedad que afecta a ganado y personas, el Carbunclo sigue siendo endémico en Argentina, y en las épocas más cálidas o de verano se producen brotes de Carbunclo Bovino, y en la mayoría de los casos, se trata de hacienda no vacunada.

 

 

 

Ley de Agroquímicos

En relación al tema del uso de agroquímicos, el Senador Angel Giano indicó que “hay que encontrar un punto de equilibrio en el que se abarque la defensa del sistema de producción que hoy tenemos y la defensa de la vida humana”.

 

Por su parte, el Senador Ballestena, al referirse al expediente 11.364 señaló que es “una ley que venimos trabajando con Enrique Cresto y viene con apoyo de varios ingenieros agrónomos de la Secretaría de la Producción, es sencilla y aplicable”, no obstante indicó que fue imposible ponerse de acuerdo con todos los sectores, ya que en la problemática que abarca intervienen numerosos actores, como productores, aplicadores, prestadores de servicios en general y de la sociedad en su conjunto.

 

Por su parte el senador Francisco Morchio remarcó la importancia de la concientización y que “es fundamental la capacitación de los operarios responsables de las aplicaciones”. Uno de sus pares, Nicolás Mattiauda se refirió a que “hoy en día, los números en la agricultura son sumamente finos”, y “el Estado no está cumpliendo una función de policía, porque el Registro de aplicadores existe, está vigente”, esto en relación al contralor de las aplicaciones de agroquímicos.

 

Por último, Giano propuso abordar el tema de manera conjunta con los diputados y el Ministerio de la Producción como área ejecutiva, para acordar algunos puntos de la normativa que si bien está vigente, adolece de algunas cuestiones, y en general en éste último aspecto hubo coincidencia de los Senadores en la “falta el control del Estado provincial”.

Fuente:

Publicidad