14 de abril de 2016 03:05 AM
Imprimir

El calamar del norte muestra otra cara

Las capturas son irregulares pero la flota se mantiene operativa, con rindes de entre 5 y 20 toneladas diarias. Reunión de Comisión la próxima semana para analizar cómo sigue la zafra.

El mismo panorama de inestabilidad que mostró la temporada de calamar, allá en el inicio de las actividades a principios de febrero, parece dominar ahora, más de dos meses después, al norte del 44ºS, donde se está moviendo la flota potera que opera sobre el recurso.

“Por lo menos estamos en el agua”, confesó Juan Redini, presidente de CAPA, ante la consulta de  El dirigente valora el incremento de la actividad en comparación con el área sur que obligó a la Autoridad de Aplicación, adelantar la apertura en el norte con la presencia de 4 observadores.

Los 45 buques poteros que están en plena faena de pesca en esta segunda marea operan sobre los 59º de longitud oeste, en una delgada línea entre el 42º y 44º sur. “Todos estamos en esa área pero los rendimientos son disímiles por barco y por noche. Hubo jornadas de 20 toneladas y otras de apenas 2”, aseguró el Presidente de la Cámara.

El tamaño ya dejó de ser SS como la mayoría de las capturas cuando se habilitó la zona y ahora predominan ejemplares de talla S. Fuera de la zona económica exclusiva los rendimientos diarios del molusco son incluso menores que en la plataforma.

La primera marea tuvo también disímiles tiempos de duración para los buques. Algunos tardaron apenas 40 días y a otros les costó dos meses, y sin completar toda la bodega. “La expectativa es que mejore la abundancia y logremos poder seguir pescando hasta junio”, subrayó Redini.

Las certezas sobre a qué stock pertenece el recurso que conforma las actuales capturas podrán ser relevadas cuando el próximo lunes se reúna la Comisión de Seguimiento de Calamar y los investigadores del INIDEP brinden alguna respuesta a las inquietudes de los armadores.

Hasta el 11 de abril, de acuerdo a la estadística oficial, se llevaban desembarques declarados de calamar por 22.171 toneladas, de las cuales casi 15 mil fueron descargadas en el puerto marplatense.

Los empresarios creen que la temporada está atrasada. Cuando arrancaron el calamar era chico pero aseguran que se trataba de ejemplares ya maduros. Ahora se encuentran con ejemplares que no creen que formen parte del mismo stock que cuando ingresan tradicionalmente en el mes de mayo.

Sin datos confiables del INIDEP porque no realizó la campaña de evaluación a principios de año, como tampoco la completó en el 2014, nadie está en condiciones de afirmar de que stock forma parte el calamar que ahora captura la flota.

“La flota extranjera ahora está operando a la misma altura que nosotros. Pensamos que este calamar que ahora estamos pescando, en mayo, se correría hacia afuera de la plataforma –razona Redini– porque cuando nosotros entramos el recurso es chico. Por eso confiamos en que podremos completar alguna otra marea”, se esperanzó el armador.

Ante la falta de información científica, la zafra de calamar en esta temporada 2016 parece dominada solo por los buenos deseos

Fuente:

Publicidad