19 de noviembre de 2009 22:37 PM
Imprimir

Advierten que soja paraguaya sufrirá millonaria pérdida por traba argentina

La información fue brindada ayer por  Sonia Tomassone, asesora de la Cámara Paraguaya de Exportadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco). Solicitó una vez más la mediación de la Cancillería.

En abril pasado, el Gobierno argentino prohibió la libre importación de la soja, buscando con ello presionar a sus productores a entregar sus cosechas a las fábricas. La decisión argentina, si bien tiene su origen en un problema político interno entre el Gobierno y los productores, posee efectos directos en la producción paraguaya.
Capeco había solicitado en mayo pasado la mediación de la Cancillería nacional, pero la decisión del vecino país se mantuvo.
Ayer a la mañana representantes de Capeco volvieron a pedir a la Cancillería una intermediación. Sonia Tomassone, asesora de Capeco, informó al concluir la reunión que solicitaron al viceministro de Asuntos Técnicos y Administrativos de la Cancillería, Manuel María Cáceres Cardozo, que reiteren al Gobierno argentino la necesidad de abolir “la medida de admisión temporaria de la soja paraguaya” porque ocasiona “graves problemas”.
Tomassone declaró que en esta nueva zafra esperan más de siete millones de toneladas de soja. Pero aclaró que detrás de la soja viene el girasol, aceites, pellets de soja, etc.   
El retraso de la exportación de la gran cantidad de soja, girasol, aceites y pellets ocasionará una pérdida económica de US$ 1.000 millones como mínimo, expresó.   
Comentó que la medida argentina le impide evacuar eficientemente la soja y otros productos “porque no estamos pudiendo desembarcar en la Argentina y eso ocasiona demoras en el retorno de las barcazas de hasta 45 días de demora”.   
“Si siguen estas demoras, no vamos a poder quitar más de los diez millones de toneladas de cereales, aceites y pellets previsto para el 2010. Hemos visto una predisposición aparente del Gobierno argentino de rever la medida, por lo que el viceministro (Cáceres) prometió apoyo de la Cancillería para reiterar un pedido que se había hecho en mayo de este año”, expresó.
La medida más que ayudar a Argentina, beneficia a Paraguay a evacuar su producción, concluyó

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *