4 de julio de 2016 03:20 AM
Imprimir

Siembra complicada

CompartiremailFacebookTwitterSegún el Panorama Agrícola Semanal (PAS) de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires las lluvias acumuladas de los ultimos días detuvieron parcialmente las tareas de implantación sobre los principales núcleos trigueros del país. La siembra alcanzó el 61,5 % de la superficie proyectada en 4.5 millones de hectáreas para la campaña en curso, luego […]

Según el Panorama Agrícola Semanal (PAS) de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires las lluvias acumuladas de los ultimos días detuvieron parcialmente las tareas de implantación sobre los principales núcleos trigueros del país. La siembra alcanzó el 61,5 % de la superficie proyectada en 4.5 millones de hectáreas para la campaña en curso, luego de registrar un avance intersemanal de 15,6 puntos porcentuales. A la fechase mantiene un retraso en comparación a la campaña 2015/16 de 7,9 puntos porcentuales, producto del retraso en la cosecha de soja, el estado de los accesos a los lotes y la falta de piso por los excesos de humedad en la cama de siembra.

En este contexto ya se han implantado más de 2,75 millones de hectáreas, de las cuales sólo el 11% se encuentran concentradas en el núcleo triguero del sur bonaerense.

Particularmente en la provincia de Entre Ríos las labores de siembra tanto de trigo como de lino se encuentran paralizadas por las lluvias registradas que complican las labores.

Según la Bolsa de Cereales provincial, hasta el momento se llegó a sembrar el 62% del total proyectado para la actual campaña, sobre una intención de entre 270.000 y 300.000 hectáreas y desde la entidad consideran que “si se quiere alcanzar esta intención de siembra, urge la aparición de herramientas financieras para atenuar las complicaciones”.

En ese sentido, detallaron que los productores afrontan “deudas de anteriores campañas y gastos de la nueva siembra de granos finos”. Así es que hay que estar atentos porque el trigo volvió a ser negocio pero el clima puede complicarlo.

Fuente:

Publicidad