13 de abril de 2010 09:56 AM
Imprimir

El Ejecutivo busca una solución para el Frigorífico Las Termas

El gobernador Jorge Capitanich y el ministro de la Producción, Enrique Orban, mantuvieron reuniones con las tres sectores involucrados en el conflicto desatado hace poco más de 30 días en el Frigorífico Las Termas.

Los trabajadores salieron satisfechos del encuentro con el mandatario provincial y con el titular de la cartera productiva, y comunicaron a NORTE que el gobernador ordenó la inmediata gestión ante la Justicia y la evaluación del estado en que se encuentra la planta situada sobre ruta nacional 95, a pocos kilómetros del acceso principal a Sáenz Peña. Ahora, los trabajadores aguardan una solución para levantar definitivamente las medidas de fuerza dispuestas en las puertas de acceso a la planta.
Finalmente y tras agotar las instancias conciliatorias convocadas por la Justicia y el Ministerio de Trabajo (se ordenaron ocho y en ninguna de ellas participó la parte empresaria), el gobernador Jorge Capitanich y el ministro de la Producción Enrique Orban intervinieron en el conflicto y mantuvieron un encuentro –por separado– con las dos partes societarias que tenían a su cargo la administración y los 42 empleados que reclaman una inmediata intervención del Estado provincial.
Silvia Goy, empresaria que tenía a su cargo la administración de la empresa –actualmente tomada por los trabajadores– junto a sus asesores legales, fue recibida en primer turno por los funcionarios provinciales.
Luego, los representantes sindicales de los trabajadores mantuvieron una provechosa reunión con el gobernador Capitanich y el ministro de la producción Enrique Orban, en la que tuvieron la posibilidad de plasmar los pedidos y plantear alternativas en búsqueda de una solución inmediata.
Roberto Munighuin, delegado interno de los trabajadores, manifestó a NORTE que “el gobernador se comprometió a sacar adelante el frigorífico. Planteamos nuestra intención de lograr una intervención provincial sin la presencia de ninguna de las partes empresarias”.
Admitió que los trabajadores del Frigorífico Las Termas pretenden reformular las acciones y reactivar la empresa a través de una nueva firma empresarial, al tiempo que sostuvo que “el gobernador ordenó a sus ministros que evalúen y constaten todos los elementos que faltan en la empresa”.
Según indicó Munighuin, el mandatario provincial recibió la copia de los saldos adeudados que mantiene la empresa con los trabajadores, con el objetivo de buscar alternativas para cumplir con las obligaciones salariales y previsionales.
Entre los representantes de los trabajadores participaron de la reunión Armando Maciel, José Luis Sequeira, Roberto Munighuin y Ponciano López, entre otros.

Una ayuda inmediata

Durante la reunión con el gobernador, los trabajadores insistieron en la necesidad de que se deposite una suma de mil pesos en forma urgente, atento a que la situación de los trabajadores es “insostenible”, según argumentaron.
Por su parte, Capitanich se comprometió a resolver esta cuestión en no más de 24 horas y se anotició sobre la situación personal y salarial de cada trabajador.
“Queremos mil pesos de adelanto, no de regalo, sino que aceptaremos que se nos descuente de nuestro sueldo mensual cuando empecemos a trabajar”, aseguró Roberto Munighuin.
Los trabajadores del Frigorífico Las Termas salieron satisfechos pero a la vez expectantes con los compromisos y las órdenes dispuestas por el gobernador Capitanich hacia sus ministros, considerando que han soportado más de un mes en las puertas de acceso a la planta suspendiendo el movimiento dentro y fuera de la planta.

Relaciones cortadas

Los trabajadores, tras agotar todas las instancias de conciliación con la parte societaria, no pretenden restablecer la relación empleado-empresario y aseguraron que durante el encuentro de ayer con el gobernador Jorge Capitanich, solicitaron no volver a otorgar la responsabilidad administrativa a los socios empresarios que protagonizaron el conflicto con los empleados.
Roberto Munighuin explicó a NORTE que “los que estuvieron no los queremos más porque ya robaron demasiado. Nos dejaron en la calle y con un nudo en la garganta que nos puso muy mal”.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *