12 de julio de 2016 03:12 AM
Imprimir

Un espumante argentino fue reconocido en Chile como el mejor del Cono Sur

Se trata del Homenaje a Rufino Pablo Baggio 2015 RPB de Mendoza, que se premió en la edición número 21 del premio Catador Wine Awards.

El espumante Homenaje a Rufino Pablo Baggio 2015 RPB de Mendoza fue reconocido hoy como el mejor del Cono Sur, en la edición número 21 del premio Catador Wine Awards celebrado en la ciudad de Santiago de Chile. El reconocimiento fue recibido por el embajador argentino José Antonio Bordón.

En una ceremonia realizada esta mañana en el Teatro Municipal de Santiago, el espumante nacional fue galardonado como el mejor de su tipo, junto a su par brasileño Casa Valduga RSV Brut 2012, en la edición 2016 de los premios Catador, los más importantes de Chile y uno de los más importantes a nivel latinoamericano en reconocimientos de vinos.

Para el embajador Bordón, este reconocimiento “es un premio significativo, porque nuestros espumantes ya no son vinos blancos con gas. Ahora son grandes cepas y elaborados con la mejor artesanía, donde cada día estamos más cerca de los grandes espumantes del mundo. Tal vez lo único que nos esté faltando es encontrar un nombre que nos identifique”.

“En los años ochenta logramos pasar de una vitivinicultura hacia adentro, a una cultura hacia afuera, donde aprendimos mucho del camino trazado por Chile. Donde sólo vimos una dificultad por la ausencia de precios reales de la economía argentina, donde en algunos casos perdimos porcentajes de mercados y en otros no. Pero nuestros enólogos, vitivinicultores y productores de vinos argentinos no se rindieron, aumentaron en tecnología y en calidad, y siguieron en marcha en la búsqueda de los mejores varietales y ensamblajes”, señaló el embajador.

Bordón detalló además que “ya llegarán los años de poder recoger ese esfuerzo para los pequeños y medianos productores, donde perdimos cuotas de mercado, pero no en la calidad y en los concursos”.

Sobre el desarrollo de este mercado entre ambos países, el embajador declaró que “debemos encontremos una estrategia en común, porque tenemos grandes vinos, pero con particularidades diferentes que nos dan una gran oportunidad de trabajar en conjunto en un mercado muy difícil, donde existe una oferta muy diversa, pero muy concentrada la compra. Por lo tanto, tenemos que unificar el esfuerzo para sacar adelante a nuestros productores”.

En la ceremonia se reconocieron además las categorías de mejor carmenere, mejor pisco, mejor vino del año, entre otras, con las medallas de plata, oro y gran oro, en una competencia donde participaron más de un centenar de viñas y alrededor de 500 muestras provenientes de Chile, Argentina y Brasil que estuvieron presentes en la competición.

Fuente:

Publicidad