15 de julio de 2016 14:24 PM
Imprimir

El campo habla . . . . (por Susana Merlo)

Fue una semana plagada de eventos relacionados al sector. El 150 aniversario de la Sociedad Rural Argentina dejó tela para cortar.

… que, semana activa si la hubo fue la que acaba de transcurrir. Desde la inauguración de una ampliación portuaria en Bahía Blanca, hasta la cena de gala por los 150 años de la Sociedad Rural Argentina en Palermo, o el 162 Aniversario de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, lugares todos donde se destacó la presencia del presidente Mauricio Macri y parte de su gabinete que completaron, así, la maratón comenzada el fin de semana pasada con los actos del Bicentenario que fueron desde Jujuy hasta el Campo de Polo de Palermo. Tanto despliegue territorial complicó la parte “funcional” de distintas áreas del Gobierno que, en el caso del campo y sus industrias, incluyeron el portazo de los tamberos, cansados por la falta de respuestas efectivas. Obvio que no fueron los únicos y el paro de frigoríficos y el bloqueo a puertos lo dejó en evidencia.

Es que el aumento de los costos, y las bajas relativas en los precios internacionales, más la suba de tarifas. conforma una mezcla explosiva que promete complicar hasta el tono del próximo discurso del titular de La Rural, Luis Miguel Etchevehere que, a diferencia de los años anteriores, deberá hablar ahora “en vivo” frente al presidente de la República, como era costumbre hasta la era Duhalde que suspendió la tradición, lo que fue mantenido luego por las sucesivas administraciones Kirchner.

Pasaron tantos años que hasta el protocolo quedó en el olvido. Tanto que el ministro Ricardo Buryaile parece que pretendía volver a usar también la histórica tribuna pero, dicen, alguien del “entorno” presidencial frenó -hasta el momento- el intento. “El único que habla es Macri”, parece que se escuchó en Balcarce 50…

 

 

… que, se escuchaba en los pasillos de Palermo, mientras llegaba Bautista (el Aberdeen Angus que arribó primero este año) y las inmensas maquinarias iban ingresando a los distintos stand que la expectativa de las fábricas de maquinaria es grande, aunque también realista. Es que después de un primer bimestre alentador, dicen que las lluvias de abril “congelaron” las operaciones de venta que se venían programando, sumado a que también se “atrasaron” las aprobaciones a las carpetas presentadas en la banca oficial (dicen que los gerentes zonales no se muestran demasiado proclives a flexibilizar exigencias, tal como prometieron las autoridades políticas).

 

 

… que, “en un par de años van a valer”, decía casi resignado, el titular de Fiat, Cristiano Rattazzi, aludiendo a las vacas Holando de su tambo en el sudeste bonaerense, durante la glamorosa cena por los 150 años de La Rural. Sorprendía la cantidad de dirigentes y políticos “agropecuarios” entre la asistencia. Desde el execonomista de Daniel Scioli, Miguel Bein, que hace agricultura en el codiciado norte de la provincia de Buenos Aires (y no se inundó), hasta el extitular de Economía, Roque Fernández, más fuerte en ganadería y uno de los muy pocos criadores de Wagyu del país, de altísima cotización en todo el mundo (que sí estuvo inundado). Por supuesto que no fueron los únicos economistas. También Ricardo López Murphy, o Manuel Solanet de tradicional familia criadora de Caballos Criollos, que discutían de…¡economía!!.

Bein, optimista, hablaba de 5% de crecimiento del PBI en 2017, mientras que el “bulldog”, más cauto, preguntaba sobre cómo se iba a afrontar el déficit creciente por los pagos a jubilados, más coparticipación y el programa de obras públicas. Otro del rubro, aunque empresario, Ignacio Gómez Alzaga destacaba, mientras, que su consignataria -Alzaga Unzué-, cumple 189 años este 2016.

Naturalmente las charlas fueron de lo más variadas, y el ambiente más que distendido, igual que en la Bolsa de Comercio donde se conmemoró el 162 aniversario, y también allí estuvo Macri. En ambos casos, el Presidente habló del campo: en la Rural públicamente, y en la Bolsa en el vip previo. En los dos casos puso muchas (¿demasiadas?) expectativas en el sector. “El campo es el motor del país. Necesitamos que sea una fuerza imparable”. Obvio que Macri fue muy aplaudido, aunque algunos se miraban pensando si se podría con este nuevo esfuerzo…

Fuente:

Publicidad