25 de julio de 2016 01:39 AM
Imprimir

Uruguay : Baja en precio del dólar impacta en el poder de compra de la ganadería

El precio del dólar perforó el piso de los $30 y se hundió este viernes a $29,408 en el interbancario, la cotización nominal más baja en ocho meses y tirando hacia atrás buena parte de las mejoras que el sector exportador había logrado gracias a la tendencia devaluatoria del peso uruguayo. La moderada recuperación del […]

El precio del dólar perforó el piso de los $30 y se hundió este viernes a $29,408 en el interbancario, la cotización nominal más baja en ocho meses y tirando hacia atrás buena parte de las mejoras que el sector exportador había logrado gracias a la tendencia devaluatoria del peso uruguayo.
La moderada recuperación del precio del novillo gordo en las últimas semanas no es suficiente para compensar la fuerte debilidad del dólar estadounidense, a la que se agrega una inflación que se mantiene en los dos dígitos.
El Índice Tardáguila Agromercados del Poder Real de Compra del novillo gordo, con las referencias de esta semana, se ubica en los niveles más bajos desde el primer semestre de 2014. En aquella oportunidad, el precio del novillo en pie en el mes de abril era –de acuerdo con la Asociación de Consignatarios de Ganado–, U$S 1,63 el kilo, con un dólar a $22,85. Ahora, el novillo cotiza más abajo, a U$S 1,57 de acuerdo con la referencia de la ACG de esta semana.
Pero hasta marzo el poder de compra de la ganadería se veía respaldado por un dólar que evolucionaba consistentemente por encima de la inflación, mejorando el poder de compra de los bienes que se comercializan en la moneda estadounidense. Ahora la situación cambió, sostiene el informe de Tardáguila Agromercados.
Comparado con julio del año pasado, mientras el dólar aumentó 6%, la inflación supera el 10%. Pésimas noticias, en especial para los ganaderos familiares, para quienes el costo de vida es una porción importante de sus gastos.
En parte por la consistente valorización del real en Brasil, en parte por la decisión del gobierno de utilizar –como tantas veces en las últimas décadas–, el tipo de cambio para moderar la inflación, el peso se valorizó 8,6% desde el promedio de marzo. En el mismo lapso, proyectando julio, la inflación es del orden de 2,5%. Por lo tanto, aunque el precio del novillo en pie desde marzo se valorizó U$S 9 centavos, su poder de compra teniendo en cuenta la evolución del tipo de cambio y del Índice de Precios al Consumo se contrajo 5,4%. Comparado con 2010, el poder de compra del novillo gordo se contrajo 4,9%.
Con el precio del ternero pasa lo mismo, así como con todos los bienes que se comercializan en dólares. Pésimas noticas para el sector exportador, que ahora no solamente observa con preocupación la debilidad de muchos precios sectoriales, sino que se queda sin el aliado que había sido el dólar hasta marzo de este año.

 

MERCADOS
En una semana las referencias de los novillos gordos alcanzaron a valorizarse U$S 10 centavos por kilo. Al cierre de la semana pasada las referencias que se manejaban para novillos de punta eran de U$S 3 el kilo carcasa a levantar y con plazo, mientras que al cierre de esta los precios de punta alcanzan hasta los U$S 3,10 para los mejores novillos.
La realidad indica que la oferta de novillos sigue siendo escasa, “el ganado de campo se terminó, esa oferta se cortó, y la de verdeos va apareciendo pero mucho más diferida en el tiempo de lo que se podría esperar; eso imprime un factor alcista adicional al mercado”, opinó uno de los operadores consultados. Incluso eso ha llevado a que las entradas se acorten.
“La industria ha podido manejar los volúmenes de faena gracias a los días sin actividad –el jueves de la semana pasada hubo un paro general, mientras que el lunes fue feriado no laborable–, eso le ha dado un mejor manejo, pero la oferta no aparece”, manejó otro de los operadores consultados.
En tal sentido, el mercado de haciendas continúa firme y con una clara tendencia alcista. Los novillos que no llegan a ser especiales son castigados y cotizan más cerca de los U$S 3 que de los U$S 3,10.
Las hembras han acompañado la suba. Las vacas llegan a valer hasta U$S 2,70, “pero tienen que ser especiales y dar más de 230 kilos de carcasa”, sostiene el informe. Las vaquillonas, colocadas casi en su mayoría para el abasto, cotizan en el eje de los U$S 2,85

Fuente:

Publicidad