1 de agosto de 2016 12:03 PM
Imprimir

Amazon abre una nueva vía de ventas online al agro almeriense

ESPAÑA : El gigante del comercio electrónico ha abierto un almacén logístico de 2.000 metros para alimentos perecederos

Amazon, el gigante norteamericano de la venta electrónica que empezó comercializando libros y discos, ha entrado de lleno en el segmento de los productos frescos y una nueva oportunidad de crecer en clientes se abre para el campo almeriense. Desde hace unos días, la firma vende  por Internet carnes, pescados, frutas, verduras y todo tipo de alimentos perecederos en fresco y congelado.

Para dar este nuevo servicios, Amazon ha abierto un nuevo almacén de 2.000 metros en Madrid, en el barrio de Legazpi, donde ya ocupa a más de un centenar de empleados. Su primer pedido fue, precisamente, un surtido de pimientos verdes. Para atender este nuevo área de negocio, más exigente y complejos que los pedidos de productos no perecederos, la multinacional de las ventas online ha cerrados acuerdos con veinte proveedores de alimentación fresca, entre ellos Campofrío, Danone y Florette, una empresa navarra que comercializa ensaladas listas para consumir y que tiene producción de hortalizas en Murcia.

Las empresas comercializadoras del invernadero almeriense no descartan poder seguir creciendo en diversificación de clientes y la actividad de una firma como Amazon puede apuntalar aún más un tipo de comercio que va en franco progreso.

El director general de Vegacañada, Francisco López, ve en esta idea de Amazón “un complemento perfecto para nuestra actividad, puesto que se está demostrando que está subiendo la compra por Internet de todo tipo de productos”.

López, presidente también del Consejo Regulador de la denominación IGP del tomate de La Cañada-Níjar, que “nosotros hemos ido subiendo en la venta sobre todo al  canal Horeca (Hoteles y restauración) y la clave puede estar en la logística que se aplique y en que haya variedad de formatos y surtidos y el envoltorio que se emplee”.
Amazon ha empezado trabajando el mercado madrileño con entregas en una hora de productos frescos y congelados y un portfolio de 18.000 referencias, incluyendo toda clase de frutas y verduras, con un coste logístico de 5,90 euros. Para Miguel Vargas, presidente de CASI, la mayor comercializadora de tomate de Europa con sede en La Cañada, “en este tipo de actividad la logística es fundamental y nosotros vamos a seguir estudiando dar pasos en esta dirección, lo importante es no romper la cadena de frío y garantizar un servicio homogéneo y especializado durante la mayor parte del año, para mí esta iniciativa de Amazon debe estar basada en la confianza mutua, entiendo que si lo hacen es porque lo han pensado bien”. El sector de la alimentación online es uno e los menos desarrollados en España, puesto que se estima que menos de un 1% de las compras de este tipo de productos se realiza por Internet.

Son precisamente las frutas y las hortalizas la sección de frescos en la que Amazon tiene menos referencias para atender cibercompras, todo un reto que se abre para las 30.000 hectáreas de agricultura intensiva almeriense.

Fuente:

Publicidad