5 de agosto de 2016 09:18 AM
Imprimir

Nuevo fungicida curasemilla

Basf sigue apostando a la investigación y al desarrollo de soluciones

BASF esta presente en el Congreso de Aapresid acompañando al productor en la búsqueda de nuevas soluciones para el sector agropecuario.

“A pesar de que el mercado de agroquímicos tuvo una caída del 17% en 2015, BASF logró crecer un 11% y se debió a que las innovaciones que lanzamos al mercado estuvieron totalmente orientadas a resolver las nuevas problemáticas que han tenido que enfrentar los productores, malezas resistentes como yuyo colorado, rama negra y gramíneas resistentes o nuevas enfermedades como ramularia” afirmó Hernán Ghiglione, Gerente de Investigación y Desarrollo de Basf.

Así mismo, la compañía declaró que duplicó su equipo a campo para poder acercar soluciones a medida que se ajusten a las problemáticas concretas que vive el productor en su lote y así optimizar la efectividad de la tecnología que se aplica.

El Programa Experto en Malezas (PEM), lanzado hace dos años, es un claro ejemplo de esta estrategia que, con 20 herbicidas y 9 modos de acción, nació para dar respuesta a las malezas resistentes. Este año se incorpora a este programa Atectra BV, cuyo ingrediente activo es dicamba y cuenta con una revolucionaria formulación de baja volatilidad. “Año a año nos centramos en sumar nuevos herbicidas al PEM como en 2015, Convey en maíz, que se posicionó rápidamente como el líder en postemergencia gracias a su efectivo control de malezas difíciles y gramíneas resistentes”, aseguró Teófilo Bustingorri, Gerente de Marketing de BASF.

Por otra parte, en el segmento de tratamiento de semillas, BASF está lanzando Sistiva, un fungicida curasemilla que aporta 45 días de control de enfermedades a partir de la emergencia de los cereales. Este producto le permite al cultivo desarrollarse vigorosamente, libre de enfermedades y, con ello, alcanzar su potencial de rendimiento. Bustingorri, aclaró: “Sistiva tiene el mismo ingrediente activo que Orquesta Ultra, que ha demostrado resultados contundentes en cereales de invierno y maní, por ejemplo en cebada, se llegaron a registrar rindes de hasta 1000 kg/ha más que los estándares del mercado”.

Fuente:

Publicidad