5 de abril de 2010 07:08 AM
Imprimir

Manual de primeros auxilios frente a la cosecha

Ante la probabilidad de excesos de agua en lo que resta de la trilla, los productores se plantean estrategias. Mayor cantidad de máquinas, cosechar húmedo y embolsar.

Las diversas proyecciones climáticas sobre un otoño con una mayor frecuencia de lluvias, en especial en abril, pusieron en guardia a no pocos productores y asesores justo cuando se viene el mes de mayor trabajo en el lote. En el horizonte del actual "año Niño" se prevén más precipitaciones, lo que podría dificultar la recolección de lo que resta de la producción. Un dato: según el último informe de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, hasta anteayer se había levantado el 8,5% de la superficie con soja y el 33,4% del área con maíz. En esta campaña se sembraron 19 millones de hectáreas con la oleaginosa y 2,46 millones de hectáreas para grano comercial con el cereal. En este contexto, como en varias zonas, ya hubo problemas para cosechar, muchos productores y asesores diseñaron estrategias para tratar de sortear los problemas de más lluvias en plena recolección. Tienen una especie de manual de primeros auxilios para la cosecha. "Se ven lluvias bastantes fuertes para la primera semana de abril, del 1 al 7, y para después hay una previsión, no un pronóstico, de que haya precipitaciones porque es común en los años Niño", advirtió Eduardo Sierra, especialista en agroclimatología.
Claramente, ésta ha sido una campaña para organizar con anticipación el trabajo de los contratistas de cosecha, los camioneros, el embolsado de granos y hasta el vínculo con los acopios.
Según Gustavo Duarte, consultor, en la zona de América una de las estrategias que se pusieron en marcha fue tratar de incrementar el parque de maquinaria disponible. Es una tendencia que siguieron los productores grandes. Si habitualmente estimaban una máquina para 400 hectáreas, ahora lo que se busca es contar con una cosechadora cada 300 hectáreas.
Máquinas preparadas
Otro punto que se tiene en cuenta es que las máquinas estén preparadas para cuando las condiciones de piso no son las mejores. Al respecto, Andrés Méndez, especialista del INTA Manfredi, recordó: "Si continúa lloviendo, seguramente se complicará la cosecha por la falta de piso. Para ello, los contratistas ya saben que deben mejorar la flotación de la cosechadora, como la disminución del patinamiento de las ruedas sobre el lote. Las mejoras son ponerle cubiertas de alta flotación o duales y hasta dispositivos de doble tracción". Para Méndez, las tolvas se deben mejorar en su flotación y contar con ruedas de alta flotación o duales. "Otro cuidado que debe tenerse en cuenta no sólo en lotes con falta de piso sino en todos los lotes es el ingreso de camiones, dado que compactarían mucho las cabeceras dejando huellas muy profundas", agregó.
Algunos productores buscaron un servicio de cosecha con máquinas livianas, aparte de equipadas con cubiertas de alta flotación. Para Rafael Laborde, del CREA Washington-Mackenna, se debe prestar una atención preferencial a las cubiertas que equipan a cosechadoras, tolvas y tractores para disminuir los efectos negativos del tránsito por los potreros.
Alberto Marchionni, productor de Hughes, puso en marcha un plan que el mismo bautizó "no dejar un centímetro de pista atrás". ¿De qué se trata? En primer lugar, utilizar los contratistas con todas sus cosechadoras trabajando la mayor cantidad posible de horas diarias. "Todas las cosechadoras son de doble tracción para cosechar aún en los lotes encharcados. Estos son los primeros en cosecharse por si hubiese lluvias posteriores y, lógicamente, pueden perderse", comentó.
Además, donde ya hubo por caminos intransitables lo cosechado fue a los silos bolsa.
Respecto de este punto, Daniel Trasmonte, asesor del CREA América, señaló que entre las decisiones que el productor puede tomar tranqueras adentro se encuentran arreglar y "afirmar" los caminos internos para transitar con camiones y tolvas en suelo barroso. Asimismo, aconsejó preparar y nivelar los lugares altos donde habrá silos bolsa.
"Es aconsejable disponer de un sector elevado del campo para realizar, a modo de fusible, embolsados de granos con humedades moderadas durante períodos cortos de tiempo", expresó Oscar Faccioli, director de Espiga SRL.
En su plan, Marchionni también dispuso mayor personal afectado a las máquinas para que haya relevo y se puedan hacer más horas de trabajo. "En el caso del cultivo de maíz se trabajó desde las 10 de la mañana hasta las 2 de la mañana del día siguiente", precisó. También decidió la aplicación de gramoxone (en soja de primera para producir en 3/4 días un secado rápido) y glifosato (en caso de enmalezamiento que entorpezca la recolección) para "avanzar" en la cosecha.
Según Duarte, algunos productores decidieron usar herbicidas desecantes. Esto es lo que ya hicieron productores en la zona de América para el caso del girasol. "Con esto uno puede adelantar la cosecha unos cinco días", ejemplificó.
Gustavo Almassio, productor y asesor en el partido de Necochea, comentó que en el centro-norte de ese distrito se sembró mucha soja. Con todo, ante la posibilidad de trabajar con barro, productores y contratistas ya prepararon sus máquinas. Además, decidieron embolsar más. Esto, entre otras razonas, previendo problemas en el estado de los caminos.

Claves Maquinaria. Una alternativa es tratar de incrementar, en el caso de que sea posible, el parque de maquinaria para la cosecha. Esto para poder avanzar más rápido con la recolección. No obstante, se recomienda que las cosechadoras y tolvas tengan el equipamiento adecuado para trabajar en condiciones de falta de piso.
Lotes con problemas. Se aconseja planificar la recolección de manera de ir levantando los lotes más susceptibles de tener inconvenientes por anegamientos.
Más embolsado. Frente a la dificultad para sacar la producción desde el campo, muchos productores decidieron embolsar más. En este punto se aconseja controlar la humedad.
Cosecha húmeda. Otra estrategia que ya se puso en marcha en maíz fue recolectar el cereal con mayores niveles de humedad. Textuales Gustavo Duarte
"Se puede incrementar el parque de maquinaria para darle mayor velocidad a la trilla y no dejar el grano en planta. También se embolsa"Alberto Marchionni
"Utilizamos nuestros contratistas con todas sus cosechadoras trabajando la mayor cantidad posible de horas diarias" Julio Lieutier
"Hasta antes de las últimas lluvias hubo días favorables y muchos aprovecharon para recolectar el maíz y cosecharon húmedo" .

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *