16 de septiembre de 2016 10:09 AM
Imprimir

Bayer tendrá en el país el 23,8% del mercado de agroquímicos

El año pasado, el mercado local de agroquímicos, facturó 2457,7 millones de dólares, según un relevamiento de Pampas Group.

Bayer se quedaría con dos de las tres tecnologías transgénicas que se vienen para el país. Pasaría del cuarto al primer lugar con casi 600 millones de dólares en ese segmento. También accederá a la venta de semillas. La compra de la estadounidense Monsanto por la alemana Bayer, que pagará 66.000 millones de dólares, dará lugar en la Argentina a una empresa que manejará el 23,8% del atractivo mercado de agroquímicos. El año pasado, el mercado local de agroquímicos, sin contar semillas, facturó 2457,7 millones de dólares, según un relevamiento de Pampas Group. De ese valor, Monsanto fue la número 1 con US$ 377,1 millones o el 15,3% de participación. Bayer, por su parte, reportó US$ 208,2 millones y con esa cifra fue la cuarta compañía del mercado, con un 8,5 por ciento.

Antes que Bayer, segunda quedó la europea Syngenta, con 305,9 millones de dólares y, tercera, la norteamericana Dow, con US$ 278,1 millones.

Ahora, con la compra de Monsanto, Bayer quedará como líder y la empresa más grande con un 23,8% de participación. Si se repitiera la facturación del año pasado, a modo de ejemplo, su negocio saltaría a US$ 585,3 millones, sumando la operación de Monsanto. Bayer le sacaría así una importante ventaja a sus competidores. La fusión de las estadounidenses Dow-Dupont, proceso en marcha también a nivel global, tendría un 16,3% de participación del mercado de agroquímicos, en tanto Syngenta, que está siendo adquirida por la estatal china ChemChina pasaría a ser el tercer jugador, con 16,2% de participación.

La adquisición de Monsanto no sólo dará lugar a Bayer a la compañía más grande del mercado, sino que le permitirá a la firma alemana una fuerte complementariedad. Hoy Monsanto es líder en el herbicida glifosato y en maíz, además de haber lanzado la nueva tecnología en soja Intacta, resistente a insectos.

Bayer, que es fuerte en herbicidas específicos y otros fitosanitarios, además del tratamiento de semillas, tendrá un mayor abanico de productos. Y esto irá en línea con su reciente estrategia de crecer en semillas de soja, ya que tras haber adquirido el semillero local FN Semillas está apostando fuerte con la marca Credenz en soja. También compró en la Argentina la firma de inoculantes en soja Biagro.

Por si fuera poco, Bayer se quedaría con dos de las tres tecnologías transgénicas que se vienen para el país. Ellas son la soja resistente al herbicida Dicamba (que mejora el control de malezas), desarrollada por Monsanto, y la soja con resistencia al herbicida glufosinato de amonio, con tecnología de Bayer. La tercera tecnología es la resistencia al herbicida 2,4 D, pero pertenece a Dow.

En una reciente entrevista con La Nación, Hernán Bagliero, director del negocio agro Cono Sur de la firma alemana, había señalado que la Argentina es uno de los tres o cuatro países claves de la adquisición de Monsanto por la importancia que va a tener el maíz en el país, porque “los portfolios son complementarios”.

Fuente:

Publicidad