22 de octubre de 2016 00:58 AM
Imprimir

Los precios internacionales, ¿alcistas, estables o bajistas?

La Bolsa de Cereales de Córdoba difundió su primer Informe de Mercados Agrícolas en el que expresa sus previsiones para los mercados de maíz, soja y trigo

Para la Bolsa de Cereales de Córdoba, la soja y el maíz tienen una perspectiva de precios estables, con tendencia al alza en el mercado local en el caso de la oleaginosa y a la baja a nivel internacional para el maíz, mientras que los indicadores para trigo muestran una curva descendente.

Estas son las principales conclusiones del primer Informe de Mercados Agrícolas elaborado por la entidad local, que se difundirá periódicamente para evaluar las perspectivas de precios con un horizonte mensual.

 

Soja

El análisis de la Bolsa de Cereales es que, si bien se proyecta una cosecha mundial récord de 333 millones de toneladas, es una cifra que está por verse ya que, amén del excelente estado de los cultivos en Estados Unidos, el 50 por ciento de esa previsión tiene lugar en el Cono Sur donde las proyecciones aún son muy preliminares.

Por ejemplo, mientras el Departamento de Agricultura de Estados Unidos aguarda una cosecha en Argentina 2016/17 de 57 millones de toneladas, la Bolsa de Cereales de Buenos Aires ubicó la cifra en 53 millones. Y estas estimaciones son suponiendo un clima “estable” o “normal”, sin que La Niña afecte como podría ocurrir.

“El posible traspié productivo del hemisferio sur explica por qué, a pesar de que en Estados Unidos se han revisado sucesivamente al alza las estimaciones de producción, los precios en Chicago siguen mostrando cierta resistencia a la baja”, señala la Bolsa cordobesa.

En ese marco, la expectativa de precios internos de la soja es estable con tendencia alcista por “la necesidad de procesamiento por parte de la industria, una demanda sostenida de los exportadores, un menor ritmo de ventas por parte de productores y la expectativa de una menor área sembrada con soja”.

 

Maíz

El primer dato relevante es que, de acuerdo a datos publicados por el Consejo Internacional de Cereales, en la presente campaña existiría una producción récord de cereales, superando por segunda vez en la historia las dos mil millones de toneladas, con un aumento de 70 millones de toneladas frente al ciclo anterior, 80 por ciento explicado por el maíz.

Sin embargo, “el incremento en la producción de maíz sería compensado parcialmente por un mayor consumo, consecuencia de precios más bajos que incentivarían a que las industrias de transformación amplíen su nivel de procesamiento”, subraya la Bolsa de Cereales de Córdoba.

A pesar de que en Argentina se espera un fuerte incremento de la siembra de maíz, el ritmo de exportaciones de Estados Unidos y los problemas de la zafrinha brasileña y los bajos niveles de stock en ese país, sostienen los precios en el mercado internacional.

 

Trigo

Aunque tuvo un repunte de los precios a cosecha, los diferentes indicadores no invitan empezar en un escenario alcista, sino todo lo contrario.

“Las estimaciones de una producción record en torno a las 745 millones de toneladas a nivel mundial estarían prácticamente cumplidas. Los incrementos productivos se dan en los principales países exportadores, lo que supone una mayor competencia por los mercados durante la campaña comercial. Partiendo de stocks elevados, el escenario supone un mercado sobre abastecido de cara a los próximos meses, limitando las posibilidades de repuntes en los precios internacionales”, sintetiza el estudio.

Fuente:

Publicidad