13 de noviembre de 2016 11:11 AM
Imprimir

Senepol es la genética para combatir el estrés calórico

URUGUAY : Durante la jornada del viernes, en el establecimiento El Cerro, departamento de Río Negro, se conocieron aspectos de la investigación que se lleva a cabo en el cruzamiento de animales Senepol y Aberdeen Angus, en procura de combatir el estrés calórico. El emprendimiento tiene un sistema de producción ganadero intensivo. “Cuando se observa […]

URUGUAY : Durante la jornada del viernes, en el establecimiento El Cerro, departamento de Río Negro, se conocieron aspectos de la investigación que se lleva a cabo en el cruzamiento de animales Senepol y Aberdeen Angus, en procura de combatir el estrés calórico.
El emprendimiento tiene un sistema de producción ganadero intensivo. “Cuando se observa la evolución de las ventas del ganado a corral, se aprecia que durante los meses de enero, febrero y marzo caen”, apuntó el ingeniero agrónomo Alvaro Simeone.
“Esto se debe a que tratamos de no engordar ganado a corral durante el verano, porque tenemos registro de que cae la conversión, lo que está asociado al estrés calórico, lo cual está medido por diferentes investigaciones y nosotros lo comprobamos comercialmente”. A raíz de esta constatación, se comenzó a discutir, en el seno del directorio de la empresa –que tiene una cabaña Angus–, sobre el tema de la calidad de la carne, “qué podemos hacer en términos de contar con material genético para solucionar ese problema”.
Ahí surge el Senepol, una raza que “posee resistencia al estrés calórico, que no pierde calidad de carne y posee información con un respaldo internacional de la sociedad de criadores de la raza”, dijo el asesor técnico de la empresa e investigador de Facultad de Agronomía.
“En los animales, hasta el año de edad no se encontraron diferencias entre el Senepol y el Angus, pero sí en el verano y en condiciones de pastoreo se encontró una mayor ganancia de peso”, sostiene Simeone. En corral, “no se encontró mayor ganancia de peso, pero sí una mejor conversión: ganan lo mismo, pero consumen menos, por lo que la conversión tendió a mejorar; de 9,2 kilos de materia seca por cada kilo de peso vivo pasó a 8,2”.
ACTUALIDAD
Con respecto al trabajo que efectúa actualmente El Cerro, las Angus coloradas comerciales se cruzan con Senepol. De ahí sale la F1. “Ese animal creció y se transformó en una hembra pronta para procrear y la volvimos a inseminar con Senepol”.
En la jornada del viernes, se observaron vaquillonas F1 Senangus, paridas con un ternero 3/4. “Ese animal se volverá a inseminar con un Senepol y ahí obtendremos un 5/8; luego, en la cuarta generación, tendremos un Senepol que, como el libro de pedigrí está abierto, se inscribirán en el registro genealógico de la raza”, precisó Simeone. “El Cerro tenderá a tener un rodeo Senepol puro para seguir contando con el nivel genético de la raza”, dijo el profesional.

GENERAR MÁS INFORMACIÓN
El investigador fue claro en que la forma de trabajar “no fue traer la raza y ver qué es lo que da, sino que fue introducirla al país, generar información, analizar los datos y con estos datos en la mano salir a promover la aplicación de la raza”.
Creada en 1900 en la isla caribeña de Saint Croix a través de cruzamientos entre ganado Red Poll y N’Dama de Senegal, la raza bovina Senepol es una gran alternativa para cruzamientos destinados a producir ganado comercial.
“Resistencia al calor, rusticidad, calidad de carne y mansedumbre”, características ineludibles en una ganadería comercial tan exigente como la uruguaya serán de los mayores aportes del Senepol.
Durante la actividad, desarrollada en el predio del actual presidente de la Sociedad de Criadores de Senepol en Uruguay, Miguel Viganó, el técnico expresó que “siempre hemos arreglado el problema del estrés calórico con el efecto de la sombra, las restricciones de pastoreo en las horas más complicadas e incorporando la dieta fría (raciones con mayor cantidad de grasa). Hemos buscado solucionar por la vía de la alimentación y logramos buenos resultados, pero dejamos de lado el factor genético. Con Senepol apuntamos a seguir por esa línea, pero la meta es aportar un nuevo shock genético y mayor tamaño al ganado”, dijo. Aclaró que “hoy estamos en la etapa de promoción de la raza y lograr dispersar reproductores, como sucedió el pasado viernes, cuando se comercializaron muy bien los toros y los vientres”.

Fuente:

Publicidad