1 de diciembre de 2016 03:40 AM
Imprimir

Fomentan la transformación de biomasa del agro

El Ministerio de Agroindustria fomenta el desarrollo de las capacidades nacionales con el fin de promover esta bioindustria con destino a la elaboración de biomateriales.

Con el objetivo de fortalecer e impulsar la industria de la biomasa, el Ministerio de Agroindustria fomenta a través de un programa no sólo su comercialización sino y principalmente el desarrollo de las capacidades nacionales con el fin de promover esta bioindustria con destino a la elaboración de biomateriales.

Los bioinsumos agrícolas son productos obtenidos mediante biotecnología, a partir de organismos tales como bacterias, hongos, virus e invertebrados, o bien extractos naturales obtenidos de plantas. Son utilizados en la producción agrícola para promover el desarrollo de los cultivos y/o controlar plagas y enfermedades.

El proyecto, que cuenta con un financiamiento de $2,5 millones, es destinado a la adquisición de estos productos, además de brindar capacitación y materiales de difusión.

Durante un encuentro desarrollado ayer entre el sector público, privado y académico, el secretario de Agregado de Valor, Néstor Roulet, destacó que “hasta ahora no se había planteado en Argentina modifi car la biomasa en biomateriales”; en ese sentido, señaló que hay “enormes posibilidades de transformar la fi bra celulósica o el almidón en bioplástico, lo que nos hace pensar que podemos tener un sector fuerte dedicado exclusivamente a la temática”.

En su mayoría, los bioplásticos son biodegradables y provenientes de fuentes renovables. La materia prima que se puede utilizar es tan amplia que va desde el uso de la levadura residual de la industria cervecera, del almidón de mandioca y de cualquier cultivo agrícola que se produzca en nuestro país, hasta el aprovechamiento de los residuos agrícolas. A todo eso se le puede agregar valor y producir distintos objetos útiles y sustentables, destacaron los especialistas.

Por su parte, el director de Biotecnología, Martín Lema, sostuvo que se “busca acompañar a la investigación aplicada en Argentina a las empresas que están emergiendo en el sector y al desarrollo de políticas de promoción de estas actividades productivas”.

Según Agroindustria, en una primera convocatoria se recibieron más de cuarenta proyectos de distintas localidades del país, solicitando financiamiento para la adquisición de diversos bioinsumos agropecuarios. Estos fueron presentados por los ministerios de Agricultura provinciales y cooperativas agrícolas.

Definitivamente se trata de un mercado pequeño pero con un futuro importante. Hoy hay una demanda que paga y bien por productos elaborados en parte por los biológicos. Es ahí donde la Argentina puede ingresar y empezar desde ahora a marcar la línea de potenciales ingresos frente a una tendencia que, como ya se dijo, privilegia la seguridad alimentaria y la mitigación del cambio climático global.

Fuente:

Publicidad