3 de mayo de 2010 06:59 AM
Imprimir

Piden eliminar retenciones al trigo

La Comisión de Enlace lo reclamará hoy con un acto en Coronel Pringles, la zona más afectada por la sequía

Después del paro ganadero que apoyó el jueves y el viernes pasados, la Comisión de Enlace en pleno encabezará hoy, desde las 11, un acto en Coronel Pringles, en la sede del club Independiente. Allí, en una de las zonas del sudoeste bonaerense que más sufrió la sequía, profundizará su reclamo por una política ganadera que revierta la caída del stock que desencadenó la intervención oficial y pedirá, cuando faltan días para el inicio de la siembra de trigo, la eliminación de las retenciones del 23% al cereal. "Vamos a plantear la eliminación de las retenciones al trigo porque no son sostenibles", expresó a La Nacion Hugo Luis Biolcati, presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA). Biolcati también señaló que se pedirá el fin de las retenciones para el maíz, el girasol, el sorgo y las economías regionales y una "sensible disminución, con segmentación" de las retenciones a la soja. En el Sudoeste en general, y en Coronel Pringles en particular, hay preocupación por el trigo. Allí tuvieron cinco años seguidos de sequía. Pero, además del clima, sufrieron las consecuencias de la política oficial, con trabas a la comercialización. "En 2009/2010, en Coronel Pringles se sembró menos del 50% de lo habitual de trigo; de un promedio de 120.000/130.000 hectáreas se pasó a 55.000 hectáreas y los rindes cayeron de 2500 kilos por hectárea a menos de 500 kilos", dijo Manuel Domínguez, presidente de la Sociedad Rural local. Allí tuvieron rindes de quebrantos si se considera que tendrían que haber obtenido por lo menos 2000 kilos por hectárea para salvar los gastos. "La supercosecha no es en esta zona", afirmó. La semana pasada, el ministro de Agricultura, Julián Domínguez, visitó esa región junto con su par bonaerense, Ariel Franetovich, y entregó subsidios por 2,9 millones de pesos para los pequeños productores. Según el presidente de la Sociedad Rural local, el subsidio oficial, que abarcará a casi 300 productores de menos de 500 hectáreas a razón de 10.000 pesos cada uno, alcanzará para que los productores apenas puedan cubrir cada uno la siembra de "10 o 15 hectáreas". Como contracara, el partido de Coronel Pringles cede entre todos sus cultivos y la ganadería US$ 40 millones por retenciones. Más pedidos Mario Llambías, presidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), pidió señales para el trigo. "Estamos a días de la siembra y no se crearon las expectativas y la confianza", dijo. Reclamó "eliminar las retenciones al trigo en forma inmediata" y se quejó de los problemas de comercialización. "No tenemos un mercado que facilite la competencia; gran parte de la renta se transfirió a los molinos y la exportación", indicó. Carlos Garetto, presidente de Coninagro, solicitó "liberar los mercados" y coincidió en que hay que "eliminar las retenciones". "Las promesas que hace el Gobierno son irrisorias", afirmó. Hace poco, el Gobierno prometió devolver retenciones a los pequeños productores de hasta 800 toneladas de trigo. Pero, según las entidades, el costo de esta medida es mayor que lo que se recaudará por retenciones al cereal. Respecto de la ganadería, sólo en Pringles hace cuatro años había 385.000 cabezas vacunas; hoy son 220.000. En este contexto, Omar Príncipe, secretario gremial de Federación Agraria Argentina (FAA), señaló: "No alcanzan las promesas de un funcionario para solucionar el malestar del sudoeste bonaerense". Por otra parte, en declaraciones al programa La hora del campo, de Radio Continental, Biolcati consideró que el agro tiene que "profundizar la acción". A su juicio, el Congreso no sacó "ni una sola medida de lo que fue bandera de las elecciones de muchos partidos". "Se pueden esperar más reacciones de parte del Poder Legislativo, pero no si nos quedamos dormidos. Parece que se perdieran en los pasillos de la mezquindad del Congreso. Hay que profundizar la acción", indicó

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *