25 de noviembre de 2009 10:34 AM
Imprimir

Trapiche y su nueva bodega

Ubicada en la localidad de Maipú, rodeada de un paisaje natural, la nueva bodega de Trapiche, presenta un edificio de estilo florentino, construido en 1912, y representa un ícono de la arquitectura enológica mendocina.

Vecina a las vías del ferrocarril, en una ubicación privilegiada debido a que era el medio de transporte por excelencia en ese tiempo, esta bodega fue en el momento de su fundación la más moderna de la época, con detalles arquitectónicos únicos.
Luego de haber estado casi 40 años cerrada, en 2006 Trapiche la adquiere e inicia el proceso de restauración y reciclado, para rescatar el espíritu fundacional de su apertura original, poniendo en valor a un edificio reconocido hoy "modelo histórico de bodegas del Siglo XX".
Combinando tradición y tecnología de vanguardia, es la bodega de Trapiche concebida para elaborar sus vinos de Alta Gama.
Durante todo el proceso se trabajó con un gran respeto y dedicación valorando cada detalle de construcción original. En la restauración de la fachada, en los accesos e interiores, sumado al área de piletas, donde se han reciclado sus interiores subdividiendo algunas de ellas y colocando sistemas de control interno de temperatura, nuevas válvulas y puertas de acero inoxidable.
A su vez, se construyó una nueva sala de barricas.

Paisajismo y biodinamia
Está rodeada de montes de olivares y viñedos que responden a las prácticas de procesos bio-dinámicos.
La biodinámica es la más extrema de las prácticas de agricultura ecológica y biológica. Estas prácticas defienden todo lo natural, prohíben los compuestos químicos, herbicidas y funguicidas, buscan el equilibrio del ecosistema, la diversidad biológica y la recuperación de la actividad bacteriana en el suelo.
Este sistema asegura que las posiciones de los planetas y los ciclos de la luna tienen también influencia sobre la vida de la vid, al igual que esta comprobado que lo tienen sobre las mareas entre otras cosas.
Todos los trabajos en el viñedo que rodean a la bodega (plantación, poda, vendimia, etc.) se rigen teniendo en consideración las distintas fases de la luna y los movimientos estelares.
Además emplea como abono los deshechos vegetales y animales; es por ello que se encuentra en la parte posterior de la bodega, una granja propia con vacas, patos y llamas.
Esta experiencia, de tener hectáreas con viñedos bio-dinámicos responde a la inquietud por la búsqueda de nuevas técnicas agrícolas, fiel a nuestra estrategia de la "diversidad".

Los viñedos
Trapiche cuenta con 1.255 hectáreas de plantaciones propias y además trabaja conjuntamente con más de 300 productores de diferentes áreas de la provincia de Mendoza a los que se les brinda un importante asesoramiento en todas las etapas de crecimiento de la vid, de manera tal que esto permita mantener la calidad en los vinos y mejorarla constantemente.
Sus viñedos están distribuidos en diez fincas, en áreas que van desde los 630m a los 1000m sobre el nivel del mar, ubicadas en Cruz de Piedra, Russell y Coquimbito, Maipú; Ugarteche y Alto Agrelo en Luján de Cuyo y en Santa Rosa y Alto Verde en el este mendocino; Altamira, ubicado en el departamento de San Carlos y Los Arboles en el departamento de Tunuyán.
Gracias a la extensa superficie de viñedos con que cuenta Bodegas Trapiche, ubicados en las principales regiones vitícolas de Mendoza, tiene acceso a una gran diversidad de terruños y variedades. Esta amplia propuesta varietal le permite distinguirse, apostando siempre a la "riqueza de la diversidad".

Exportaciones
Trapiche fue una de las primeras en salir al mundo. Ya desde fines de Siglo XIX, (en el año 1889) recibió en París el primer reconocimiento internacional. En 1920 dos de sus marcas, Fond de Cave y Broquel comenzaron a cautivar a los públicos más exigentes del mundo. Finalmente, en 1970 se intensifica de manera sostenida la actividad exportadora hasta nuestros días.
Esto permitió a Trapiche posicionarse como la marca más exportada de vinos finos del país, representando el 9% de las exportaciones argentinas, imponiéndose, además, como el primer exportador de malbec.

Centro de visitas
Desde el mes de enero, Trapiche recibe visitas en su nueva bodega.
Ubicada en la localidad de Maipú (Mendoza), a sólo 20 minutos del centro de la ciudad, ofrece a los visitantes la posibilidad de conocer su nueva bodega que fue concebida para elaborar los vinos de Alta Gama.
El turista podrá conocer el proceso de elaboración, como así también realizar un recorrido en la historia de la vitivinicultura argentina; ya que conserva un museo con elementos y maquinarias originales de comienzo de Siglo XX.
Las visitas se realizan en dos idiomas, (español e inglés), tienen una duración aproximada de una hora y media, aunque se requiere reserva previa. Las consultas se pueden realizar a los teléfonos (054) 2615207666 y (0261) 156969145, o bien al e-mail visitas@trapiche.com.ar 

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *