19 de febrero de 2018 11:10 AM
Imprimir

FAA, en la vereda opuesta

CompartiremailFacebookTwitterDías atrás la Federación Agraria Argentina realizó en Rosario la Asamblea Ordinaria de Delegados, de la que participó su presidente Omar Príncipe. A su vez su conducción presentó los resultados de un trabajo encargado especialmente a un equipo de contadores para analizar el impacto en los pequeños y medianos productores de la reforma tributaria sancionada […]

Días atrás la Federación Agraria Argentina realizó en Rosario la Asamblea Ordinaria de Delegados, de la que participó su presidente Omar Príncipe. A su vez su conducción presentó los resultados de un trabajo encargado especialmente a un equipo de contadores para analizar el impacto en los pequeños y medianos productores de la reforma tributaria sancionada en diciembre último.
Además de agricultores de todo el país participó el Diputado Nacional, y ex Ministro de la Producción de la Provincia, Luis Contigiani. En las presentaciones se expusieron las dificultades que atraviesa el sector primerio, por lo que el Consejo Directivo Central de FAA decidió impulsar reuniones en cada Distrito.
En la correspondiente al Distrito 7 de la entidad (que comprende el norte de Buenos Aires y el sur de Santa Fe) desarrollada en Pergamino,  surgió un documento crítico con la gestión del Gobierno nacional.
Bajo el título “Sin agricultores al supermercado del mundo le va a faltar la góndola central”, las entidades que integran el distrito expusieron que “luego de más de dos años de gestión de la nueva administración y haber participado en todos los ámbitos institucionales en los que somos convocados vemos que no se ha receptado ni uno solo de los requaerimientos que venimos haciendo de los chacareros”. Además remarcaron que “los productores pequeños y medianos constituimos la última semilla de arraigo en el interior, por generaciones trabajamos la tierra, que en muchos casos no es propia, desempeñando nuestra actividad del mismo modo en que desarrollamos nuestra vida y la de nuestras familias, gastando cada centavo en el interior, invirtiendo cada peso en la producción y apostando al desarrollo local en los pueblos y ciudades a las que pertenecemos. Para poder continuar necesitamos de acciones políticas específicas para nuestra escala, que nos pongan en igualdad de condiciones para producir, trabajar, abastecer a los argentinos de alimentos de calidad, en abundancia y disponibilidad, que sean accesibles a todos y, también, competir en nuestro país y en el mundo, lo que incluye decisiones que eliminen enorme brecha que existe entre lo que recibimos cuando vendemos lo que producimos y lo que paga el consumidor argentino cuando compra”.
En tanto se encargaron de recordar que “nuestra región pasó de inundaciones trágicas a una sequía de la que hay pocos registros históricos y aun no se advierte que se haya iniciado la solución definitiva al problema de manejo de aguas de modo integral entre Buenos Aires, Córdoba, La Pampa y Santa Fe, ni camino de solución a los problemas como los el Río V y la laguna La Picasa”.
“La presión fiscal actual ahoga a los chacareros y hace impagable los aumentos del inmobiliario. La pretensión de imponerle a toda la tierra como base imponible el valor del marcado que marca unas pocas ventas que no llegan ni al 2% es el tiro de gracia que recibiremos. Al tiempo que no se advierte contraprestación a la producción, los caminos rurales son una deuda pendiente de décadas, la seguridad rural es un parche tras otro que hace que se tengan que abandonar producciones ganaderas o intensivas y de agregado de valor por este motivo, el encarecimiento del crédito, herramienta esencial para nuestra actividad, nos pone en una situación de altísima vulnerabilidad, en el marco del actual nivel de endeudamiento”, siguió el comunicado.
También agregaron como agravante “el aumento del gasoil de modo indiscriminado por sector y sin desacoplar la carga impositiva pone al insumo con un costo nacional del doble de lo que pagan productores de otros países. Similar problema tenemos con las facturas energía eléctrica”.
Finalmente advirtieron que “los chacareros estamos en horas de definiciones que están en manos de las decisiones políticas, vamos a una producción que incluya a todos los argentinos, o vamos a una agricultura sin agricultores, y sin agricultores al Supermercado del Mundo le va a faltar la góndola central”.

Fuente:

Publicidad