23 de febrero de 2018 13:06 PM
Imprimir

¿Cómo se presenta la dermatitis interdigital en bovinos?

También conocida como dermatitis digital, pododermatitis necrótica o gabarro, esta enfermedad consiste una ulceración infecciosa superficial que afecta gravemente al ganado, ocasionando inflamación y cojeras. Aprenda cómo se produce y cómo debe tratarse..
La dermatitis digital fue descrita por primera vez en 1974 por los autores Cheli y Mortellaro, posteriormente otros la han encontrado y descrito en explotaciones lecheras tanto estabuladas como abiertas.
Se desarrolla tras una lesión en la piel situada entre la pezuña, que representa una entrada de bacterias y permite que la infección se extienda por el tejido conjuntivo de la región digital. Es muy dolorosa y puede volverse crónica, afectando otras estructuras del pie.
Los expertos han identificado diversas bacterias como Fusobacterium necrophorum, Bacteroides melaninogenicus, Campylobacter spurotum y espiroquetas asociadas al género Treponema en las lesiones, que pueden ser cortes, contusiones, heridas punzantes o abrasiones.
Los signos más evidentes son dolor, cojera, hinchazón en el espacio interdigital y la corona. Cuando se complica, ocasiona fiebre, pérdida de apetito, reducción en producción láctea y rendimiento reproductivo.
Si no se trata a tiempo, la inflamación puede evolucionar a necrosis con olor pútrido, que puede extenderse a los tejidos circundantes hasta llegar al hueso del dedo y provocar una artritis crónica.
Si usted observa algunos de estos síntomas, debe llamar inmediatamente a un médico veterinario que examinaría el pie para establecer un diagnóstico y recomendar un tratamiento. Generalmente, se administran antibióticos y medicamentos tópicos para la pezuña.
En algunos casos, se debe apelar al tratamiento quirúrgico, que radica en la escisión del área afectada, tratando de eliminar todas las alteraciones córneas (fisuras o grietas) causadas por la lesión primaria.
No obstante, si usted desea evitar la aparición de la enfermedad, es importante que mantenga una higiene ambiental constante, reduciendo la presencia de superficies abrasivas y zonas mojadas.
En algunos casos, se recomiendan baños de pezuña con formalina al 5% a la salida del ordeño mínimo una vez por semana, aunque tenga en cuenta que este producto es altamente irritante. Pero solamente se debe recurrir a los baños podales si los establecimientos están muy contaminados con la dermatitis interdigital.
ContextoGanadero
Fuente:

Publicidad