16 de junio de 2010 07:52 AM
Imprimir

Paraguay   –   Ingresos por exportaciones de sésamo registraron fuerte caída

Subsidio de la SAS y temor de los importadores fueron las razones expuestas por los agroexportadores

Los envíos de sésamo en la presente temporada sufrieron una caída importante de 31%, en materia de ingresos de divisas al país, situación generada por la baja producción, cortando de esta manera la racha de crecimiento constante en este rubro, debido a un desinterés de los productores para cultivar y de un temor de los importadores del producto para adquirir el sésamo paraguayo, según expuso en un análisis el presidente de la Cámara Paraguaya de Exportadores de Sésamo (Capexse), Mauricio Stadecker.
   
En entrevista con La Nación, el joven empresario sostuvo que apenas se pudo exportar hasta el momento unas 35 mil toneladas, lo que hace suponer que hubo una producción de alrededor de 38 500 toneladas aproximadamente, teniendo en cuenta solo un 10% no es exportado. Esto representa una caída de 20% y en ingresos se traslada a unos 25 millones de dólares menos de ingreso al país.
   
SUBSIDIO Y TEMOR

Resaltó que se registraron dos razones importantes para la obtención de este resultado. Primeramente, mencionó que el subsidio facilitado por la Secretaría de Acción Social (SAS) a los productores del departamento de San Pedro generó que las personas beneficiadas con este desembolso no quieran trabajar en la producción agrícola.

Agregó que solo en el segundo departamento, de un promedio de 25 mil toneladas, solo se registraron alrededor de 7.000 toneladas, denotándose que la subvención dejó secuelas negativas para los agroexportadores.
   
En segundo plano, informó que la difusión realizada en su momento por el Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Vegetal y de Semillas (Senave), por la cuestión de las semillas tratadas químicamente, para evitar ataques de plagas, tuvo en efecto negativo en los compradores habituales de sésamo, ya que el temor se apoderó de ellos y no demandaron el producto como años anteriores.

Stadecker indicó que este escenario abrirá una oportunidad para el sector en el futuro, porque Paraguay perdió su sitio en el mercado japonés, dejando el lugar a Guatemala y Bolivia.

El rubro fue sembrado en unas 64 mil hectáreas, con un rendimiento promedio de 600 kilos. El año pasado se cultivaron unas 100 mil hectáreas, con un promedio de 550 kilos por hectárea.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *