3 de julio de 2018 17:16 PM
Imprimir

Desde la rotación al control: cómo cuidar la sanidad en trigo y cebada

Se recomienda empezar cuanto antes con el monitoreo de enfermedades

En la campaña pasada, la roya amarilla apareció en casi 3 millones de hectáreas con trigo, con pérdidas de hasta un 50% de sus hojas en las primeras etapas del cultivo. En tanto, en cebada predominaron las manchas foliares como mancha en red, borrosa, escaldadura y ramularia.

Con la nueva campaña de trigo en marcha, Basf realizó un informe con recomendaciones y herramientas para afrontar las enfermedades. “El monitoreo de trigo debe comenzar más temprano por la roya amarilla y terminar más tarde por la roya negra. Es decir, se alarga el tiempo de monitoreo en trigo y el productor debe estar más alerta por la roya amarilla”, dijo Marcelo Carmona, fitopatólogo.

El experto destacó la importancia de la rotación de cultivos para el manejo de las manchas foliares en trigo y cebada y del tratamiento de semillas con las moléculas y dosis efectivas.

Según Carmona, en la campaña 2018 “gran parte de las variedades que se siembran son poco resistentes y el hongo de la roya se disemina a grandes distancias en el viento”.

“En un escenario de presión de enfermedades como el ocurrido en campañas pasadas, y que probablemente se repita en esta, resulta clave contar con un tratamiento de semillas eficiente que pueda beneficiar al productor en diversos aspectos”, dijo.

En tanto, respecto de la cebada agregó: “En cebada las manchas foliares podrán aparecer tempranamente y se deberá estar muy atento a la ramularia. Las dosis de marbete deben ser respetadas y no se debe retrasar el momento de aplicación”.

Basf desarrolló Sistiva, un fungicida curasemillas que controla a las enfermedades en semilla. Además, brinda una protección prolongada disminuyendo su incidencia en el cultivo hasta 45 días y la severidad hasta los 60 días.

“El año pasado el cultivo sufrió una alta presión de diversas enfermedades. Muchas de ellas se encuentran en el rastrojo que queda en el campo, otras pueden venir desde lugares diferentes o lo mismo con las semillas. Todas ellas pueden manifestarse si las condiciones son predisponentes”, afirmó Pablo Ramírez D’Auria, gerente de tratamiento de semillas de la empresa

Fuente:

Publicidad