13 de julio de 2018 01:19 AM
Imprimir

El consumo per cápita de carne crecerá en un 0,6% durante 2018 según la FAO

Alcanzaría los 43,9 kg/persona de media a nivel mundial

El Informe semestral de la FAO sobre la evolución mundial de los mercados alimentarios,  prevé que la producción global de carne en 2018 aumente a 336 millones de toneladas, lo que supondría 6 millones de t más que en 2017 o un 1,7% más. Esta cifra supone el crecimiento más rápido desde 2013.

Se prevé que todas las principales categorías de carne contribuirán a la expansión mundial, principalmente carne de cerdo y de aves de corral, seguida de carne de bovino y, más marginalmente, de carne de ovino. El sector se expandirá fuertemente en Asia, donde se prevé que China experimente una recuperación después de tres años de recortes, así como en  América y en Europa. Las perspectivas son más moderadas para África y Oceanía.

El consumo de las cuatro principales categorías de carne rondará los 335 millones de toneladas en 2018, prácticamente igualando el pronóstico de producción. En términos per cápita, el consumo de carne alcanzaría un promedio de 43,9 kg en 2018, o un 0,6% más que en 2017, en consonancia con las perspectivas económicas positivas de amplia base para 2018 y el proceso de urbanización en curso en muchos países en desarrollo.

Se pronostica que el comercio mundial de carne en 2018 progresará en alrededor de 600 000 toneladas, o un 1,8%, a un récord de 33,3 millones de toneladas. Esto representaría una desaceleración sustancial en comparación con el crecimiento de 4,3% y 2,7% alcanzado respectivamente en 2016 y 2017, cuando el comercio fue impulsado por el aumento de las importaciones de China.

El aumento previsto en 2018 consistiría principalmente en carne de bovino y de aves de corral, ya que se estima que las exportaciones de carne de cerdo y de cordero cambien poco. El comercio mundial de carne en 2018 se verá especialmente reforzado por el aumento de las importaciones de China, Japón y México.

Por el contrario, se espera que las compras de la Federación de Rusia y Arabia Saudita disminuyan sustancialmente, en parte debido a la imposición de restricciones a la importación.

Es probable que gran parte del aumento de las exportaciones totales de carne sea satisfecho por los Estados Unidos, la UE, Argentina y la India, en ese orden. Por el contrario, las exportaciones de carne pueden volver a recaer en Brasil, que ha sido excluido del acceso a algunos mercados importantes, así como en Nueva Zelanda, la Federación de Rusia y Uruguay

Fuente:

Publicidad